ARRASA

"Llega pinche vieja gorda", cura de Michoacán se hace viral en TikTok por ser como Dr House

"Llega pinche vieja gorda", cura de Michoacán se hace viral en TikTok por ser como Dr House
(Foto: Video)
Viral 27/09/2021 16:05 Redacción Actualizada 16:40
 

La iglesia del pueblo michoacano de Chucándiro está resguardada por un personaje que lleva toda su vida clerical causando polémica, no sólo entre sus feligreses locales por su forma de dar la misa, sino también por sus sermones y su manera de vestir, los cuales han rebasado fronteras, más allá del continente americano, pues es conocido hasta por la prensa internacional.

Su nombre es Alfredo Gallegos, mejor conocido como el ‘Padre Pistolas’, el mote se lo dieron los residentes de Chucándiro, pues suele oficiar misa con un revólver atado a su cinturón, según su propio testimonio, es una forma de estar preparado para cualquier tipo de agresión que pudiese sufrir debido a la inseguridad del pueblo.

Sin embargo, en días recientes ha generado polémica nuevamente debido a que en redes sociales circula un video en el que el ‘Padre Pistolas’ relata la charla que sostuvo con una mujer a la que critica por su obesidad y su apariencia física, por lo que las opiniones contra la forma de expresarse del clérigo estallaron en comentarios negativos a través de internet.

La grabación inicia con un: "Llega pinche vieja gorda y con cuerpo de dado porque lo que medía de ancho, media de alto. Padre tengo artritis, diabetes y estoy cardiaca";  a lo que el padre responde: -"Hija pues ponte a dieta, estás muy gorda. No tragues arroz, pan, tortillas, ni cocas".

Los comentarios contra el clérigo son en su mayoría femeninos, cientos de mujeres lo señalaron de misógino. Incluso, algunas se han propuesto recolectar firmas para que el párroco sea expulsado y han hecho un llamado a la Arquidiócesis de México para que sea expulsado.

Aunque suene un poco extraño también hay habitantes que lo defienden, incluso son más que los que lo atacan, pues aseguran que el ‘Padre Pistolas’ es un tipo que se ha ganado el cariño de su comunidad, pues ha hecho cosas importantes en la localidad como la restauración de su iglesia, ha presionado a las autoridades para pavimentar las calles y también ha llevado luz en zonas que antes no gozaban de ese servicio.

Sin embargo, sus propios colegas, desde el obispado le han pedido que mesure sus palabras y se mantenga lo más prudente posible al momento de externar su opinión, pero el cura de 69 años sigue haciendo oídos sordos a la opinión de los demás, incluso le gusta su fama de cura irreverente.

Comentarios