En el marco del 14 de febrero

Día del Soltero: Beneficios y mitos que te confirmarán que estás en tu mejor momento

Beneficios y mitos de la soltería que te darán ganas de estar por tu cuenta eternamente
Hoy, las personas solteras ya no son mal vistas, ya no generan lástima en la sociedad como hace 50 años
Redacción
13/02/2020 - 07:09

Las cosas cambian, y si bien aún hay personas solteras que sufren por falta de una pareja, cada día gana terreno la soltería sin culpas, sin remordimietos, sin estigmas sociales y además, con placer.

Hoy, las personas solteras ya no son mal vistas, ya no generan lástima en la sociedad como hace 50 años, cuando se pensaba que alguien sin pareja era “un apestado social a quien nadie había querido, o nadie había escogido”, ahora, incluso, son la envidia de muchos casados.

Entre los beneficios actuales de ser soltero destaca el aspecto económico. La persona es dueña de su dinero, decide en qué, cuándo y con quién lo gasta sin rendir mayores cuentas; lo que mucho psicólogos señalan empodera a la persona y le da seguridad en sí misma. Factor que aumenta más visiblemente en las mujeres pues las solteras no justifican sus gastos más que con su conciencia, no con el marido.

Otro de los grandes beneficios de la soltería es que la persona es dueña de su tiempo, y de sus horarios. No tienen que atenerse a los horarios marcados por otra persona. Van y vienen a donde y con quien quieren, su tiempo se disfruta en placeres y deberes pero sin reclamos o críticas.

Estas dos condiciones, el dinero y el tiempo, son factores que generan independencia en las personas, y traen beneficios anexos como: poder viajar. No tienen que esperar a nadie para ir a donde quieran, mientras tengan el tiempo y el dinero; pueden salir libremente con amigos, amigas o varias citas sin tener que justificarse, mentir o engañar a nadie, por lo tanto el romance casual o momentáneo no genera crisis.

La limpieza deja de ser un tema. No tienen que pelear porque los espacios estén limpios, la tapa del baño abajo sin salpicar y el papel higiénico en su lugar; no se comparte el closet y nadie les tira o mueve el “ordenado desorden”. Nadie les critica si hacen o no dieta, ni tiene que enfrentar las amenazas, tener que comer lo mismo que el otro; no se tienen que pelear por el control remoto de la tele, ni ver películas que no les interesan por complacer a nadie.

Y además, por si fuera poco, las personas solteras pueden decidir si quieren o no tener sexo sin sentirse obligadas o comprometidas a ello. Y pueden elegir con quién.

También, hay ventajas en cosas más cotidianas y simples como gozar de toda la cama para ellas solas, no tienen que esperar a que nadie llegue y les acorte el espacio, las destape, o les ronque y no dependen de otra persona para decir la hora de acostarse o levantarse, incluso las pijamas matapasiones aparecen junto con los calcetines para dormir o la ropa holgada que no tienen nada de sexy pero todo de cómodo; el estilo de vestimenta cobra importancia.

Y de aquí de desprenden también las opciones de vida, la gente soltera puede optar más libre y fácilmente hasta por el tipo de soltería que quiere ejercer, por ejemplo, no son pocos los hombres que ahora también se interesan particularmente por las últimas tendencias de la moda, que se fijan en las alhajas, eligen los relojes de alta gama y accesorios como anillos y pulseras de buen calibre en joyerías finas.

También checan lo último en zapatos y accesorios para vestir de marcas de prestigio y son fieles compradores de firmas y diseñadores de vanguardia. Y hoy es más fácil ser metrosexual y gastar en cosméticos, cremas, shampoos, acondicionadores o geles e baño de lo más innovador y de firmas de prestigio pues sin la presión de mantener a una familia, pueden invertir su tiempo y dinero en lo que quieran desde fragancias finas, hasta los gadgets y las innovaciones en tecnología, que son sus principales “juguetes”.

Sin embargo, la soltería sigue teniendo mitos, algunos nuevos otros ya viejos, por ejemplo se cree falsamente que una mujer exitosa o mayor de 30 años es demasiado exigente, y por eso no consiguen pareja, cuando lo que ocurre es que elijen mejor a sus compañeros.

Otro mito es que los solteros son mejores en la cama que los casados; pero no, curiosamente el hecho de no cambiar de pareja y tener libre acceso a un espacio físico para el sexo, con el tiempo baja la creatividad; las parejas estables, para no caer en rutinas se ven más obligadas a innovar y ser creativas que quienes no tienen parejas fijas.

En el aspecto sexual, es mito que el juguete sexual se consume más por solteros, la realidad es que son los casados quienes más los usan. Las personas solteras los usan menos porque no siempre se conoce la opinión de la otra persona y no se arriesgan a perder a un o una compañera sexual con quien tener sexo cuando se “necesite” y pocas veces pasan del uso de lubricantes y anillos vibradores.

Es falso que las mujeres solteras prefieren el tamaño del pene al desempeño de la pareja, las empoderadas sacan de sus camas a un mal amante sin remordimiento y piden a sus parejas clara y asertivamente el tipo de relación que buscan. También se atreven a tener sexo sin amor y pasarla bien.

(Fotos: Unsplash)

 

TUS COMENTARIOS