Vida

La vida antes y después de los 30

Aguas con la buena vida

Foto: Especial

Foto: Especial

Vida 22/07/2016 05:05 Actualizada 05:10
 

Cuando tienes veintitantos nada te importa, no tienes preocupaciones, disfrutas la vida al máximo, es decir, para ti todo es risa y diversión y crees que con el tiempo, todo será igual, pero déjanos decirte que estás muy equivocado porque los malos hábitos y la mala alimentación harán que tu cuerpo lo resienta tarde o temprano. No queremos seguir decepcionándote pero deberías preguntarte sinceramente y objetivamente si ya tienes panza de “chavorruco”.

A principios de tus veinte no te interesa tener un trabajo, solo deseas salir a diario con los amigos, ir a fiestas, conseguir citas y entonces de repente un día... “boom” te das cuenta que estás por cumplir 30, que ya se asoma el tercer piso... El hecho y la idea de cambiar de década, créenos te va a pegar y no importa si eres hombre o mujer, esto pasa por igual.

Seguro te sentirás identificado con esto que pasa por la mente de todos los recién llegados a los treinta:

1.- Te das cuenta que tu cuerpo cambió y efectivamente, ya tienes esa panza de la que hablamos anteriormente, ¿será que ya te cayó el veinte para que te decidas cambiar de hábitos?

2.- Te preocupa ganar más dinero

3.- Le bajas a la fiesta (no por falta de ganas, sino porque te cansas mucho más que antes)

4.- Llegas a cuestionarte cómo funciona tu metabolismo y entre más investigas, crece la ¨cosquillita¨ de cuidar tu salud

5.- Te das cuenta que ya deseas tener chica(o) y que sea una relación “seria”

¿Te cuesta creerlo?

Lo cierto es que con el paso del tiempo no te haces más joven, cuando alcanzas las treinta primaveras, te das cuenta que las personas que antes te parecían demasiado grandes, tenían 30 años.

Ahora de repente, los has alcanzado. ¿En qué momento pasó? Te aconsejamos repetir en tu mente cada que puedas: “no parecían tan viejos”, “no parecían tan viejos” esto seguramente no te hará más chavo pero seguro servirá de algo. ¡Acepta de una buena vez que inevitablemente llegaste a los treinta!

Qué no y que sí hacer:

NO:

Utilices frases trilladas como ¨los treintas son los nuevos veintes”

  • Seas aburrido

  • Desees regresar al pasado

  • Descuides tu imagen

  • Vivas con tus padres

  • Vistas como “veinteañero”

  • Comas por comer, aguas con la gula

 

 

 

Sí:

  • Ahorra dinero

  • Fija metas

  • Duerme entre 6 y 8 horas

  • Encuentra un trabajo de verdad

  • Viaja

  • Elige bien a tus amigos

  • Haz ejercicio

  • Come bien y mejora tus hábitos alimenticios

Lo creas o no, este último punto deberás tomarlo en cuenta y ser muy cuidadoso en lo que comes. Si, sabemos lo difícil que puede llegar a ser separarte de tu refresco de cola regular pero todo tiene solución, ¿por qué no lo cambias por la versión zero o light? Además no olvides que tu metabolismo no es el mismo que hace 10 años y definitivamente te lo agradecerá.

Si eres de los que se identifica porque justo está pasando por esta “crisis de los treinta”, no desesperes pues pronto pasará, a esta edad ya estás lo suficientemente maduro para superarla rápido. No pasa nada, relájate, al fin solo es un número. Cambia de actitud y dale la mejor bienvenida a esta nueva época de tu vida y ¡disfrútala!

Por cierto. Recuerda que los cuarenta son para muchos la mejor etapa de la vida ;)

 

 

Comentarios