CALIENTE POR SABER

“Mi novio y mi tío se quieren coger cariño y no dejo de imaginarlos bien escurridos”

“Mi novio y mi tío se quieren coger cariño y no dejo de imaginarlos bien escurridos”

(Foto: Unsplash)

Sexo 25/07/2022 18:05 Actualizada 18:05
 

PREGUNTA: A mi novia le cuesta moverse, tomar decisiones, mudarse, cambiar de chamba... Vaya, la veo paralizada, luchando con el día a día, pero sin una visión a futuro, sin planes para nosotros. Es como si no tuviera tiempo de cuestionar nada. Ella vive pegada al presente y punto final. ¿Es normal que me desespere?

RESPUESTA: Las parejas deben de platicar de su presente y su futuro, aún cuando hablar pueda causar molestias y angustias. Ver al futuro sin vivir el presente o vivir el presente sin ocuparse del futuro, no está bien. La ventaja de tener una pareja es el complemento; suma sus cualidades con las tuyas. Si a ella le da miedo, tú crea la confianza necesaria. Aquellas parejas que se comunican son las que viven más plenas.

 

PREGUNTA: Mi novio y mi tío tienen algo. Lo sé porque he visto sus miradas cuando platican, ahora andan en que tienen amigos en común. Hay una complicidad rara entre ellos y yo, que soy mal pensada, me hago mis propias historias; sé que me lleno la cabeza de dudas y me imagino constantemente cosas, pero no puedo dejar de pensar en que los dos tienen algo que no me quieren contar. Imagino que se acostaron o que tuvieron algo que ver. No tengo pruebas, sólo mucha intuición, ¿estoy mal?

RESPUESTA: Si tienes cosas que preguntarle hazlo y decide si puedes confiar en sus respuestas. Hacerte historias en la cabeza te va a llenar de malas vibras y te enloquecerá. Sigue tu intuición y enfrenta lo necesario para quitarte ideas de la cabeza que te causan ruido.

 

 

PREGUNTA: Las malas noticias, la desconfianza en la gente y la sensación de inseguridad me hace vivir con un miedo permanente. La pienso para ir con mis amigas al café porque lo asaltaron hace dos meses, ya no me dan ganas de salir al tianguis, tampoco quiero salir de noche. Vaya, me siento estancada, trabajando desde la recámara, en pijama todos los días, guardada como esperando que la vida vuelva a ser normal. ¿Cómo me puedo recobrar?

RESPUESTA: Despierta. El placer es el que quita el miedo. Vivir la vida con miedo te resta. Activa una red de apoyo con los vecinos, con parientes y amigos, organiza planes para juntarse en casa con los tuyos. Muchos durante estos años hemos aprendido a luchar con nuestros temores; las rutinas de antes ya no son las que queremos vivir en el día a día. La vida sigue y cada uno tiene que buscar sus rutinas sanas todos los días.

 

PREGUNTA: Tengo una amiga bisexual. Yo me muero de ganas de saber lo que hacen las lesbianas en la cama, es decir, quiero vivir una relación homosexual, pero no me atrevo a dar el primer paso. No logro ser la que seduzco y, claro, me da miedo sentir rechazo. Me da pena reconocer que tengo ganas, prefiero que ella me seduzca... pero no lo hace. ¿Cómo rompo ese juego tonto?

RESPUESTA: Necesitas dejar esas inseguridades que no te permiten acercarte a la persona amada ya sea hombre o mujer. ¿A un hombre que te gusta si te le lanzas o te rodean los mismos miedos? Comienza a pensar cómo hacer real lo que deseas, si te dice que no, habrá otra persona dirá que sí. Jugar es atreverse. Iniciar una relación amorosa con alguien es arriesgarte sin miedo a lo que viene. 

Comentarios