RELATOS SEXUALES

“Un personalizado muy cachondo, por sus zapatillas de regalo”, por Helena La Mala

“Un personalizado muy cachondo, por sus zapatillas de regalo”, por Helena La Mala

(Foto: Archivo, El Gráfico)

Sexo 03/08/2022 18:06 Helena Danae Actualizada 18:06
 

Hola mis amores, feliz miércoles. Hoy les voy a platicar sobre un videito que hice personalizado para un fan que me compró algo especial.

Les voy a describir todo lo que hice para que se pongan en los zapatos de ese fanático; así que aprópiate de su historia y disfruta esta fantasía.

Comencé completamente desnuda, solo llevaba unos tacones altos negros de correas. Me recosté en la cama para esperarte.

Para cuando llegaste, abrí completamente mis piernas, dejándote ver mi almendrita. Te mostré cuánto se podía abrir metiendo mis dedos para que lograras imaginar que era tu ‘pepino’.

Con los tacones mis piernas lucían más estilizadas; podías imaginar mis zapatillas sobre tus hombros. Al levantar mis piernas, veías también mis nalgas y mi centro.

Mientras yo me tocaba, tú te sentaste en un sillón frente a la cama para admirarme dándome placer, gemía y pedía por ti, gritaba tu nombre a cada orgasmo, necesitaba más que solo tu mirada.

Pero ese era el trato, yo me daría placer para que tú pudieras disfrutar; no sucedería nada más, por mas que lo implorara. Cuando llegué a mi penúltimo orgasmo te pusiste de pie y caminaste hacia mí, mirándome sudada y jadeando.

Tomaste mi pierna, me ordenaste que siguiera tocándome, mientras tu boca iba desde mi rodilla hasta mi pie, bajando con un beso a la vez. Yo no podía concentrarme, quería tus manos en mis senos, no en mis pies, pero el trato estaba hecho y me concentré para cumplirlo.

Continuaste besando mis tobillos y cuando estuve a punto de terminar, comenzaste a desatar las correas de mis zapatos, yo terminé expulsando un squirt y dejando la cama mojada.

Así terminó ese video. Aquel fan decidió comprarme esas zapatillas, así que se las envíe en una gran caja; como respuesta él me mandó una foto de cómo las colocó sobre su buró.... Ya me imagino lo que hará con ellos por las noches.

¿Tú comprarías unos zapatos así? Espero con ansias que me tengan en sus manos la próxima semana. Les envío un beso y mucho amor.

Comentarios