CALIENTE POR SABER

“Mi mujer no me atiende por estar trabajando y ahora soy adicto al cine cochinón”

“Mi mujer no me atiende por estar trabajando y ahora soy adicto al cine cochinón”

“Mi mujer no me atiende por estar trabajando y ahora soy adicto al cine cochinón” (Foto: Ilustrativa, Unsplash)

Sexo 07/11/2022 12:55 Actualizada 18:47
 

PREGUNTA: Mi novia tiene un mejor sueldo que yo y eso la ha vuelto muy independiente. Quiere tomar decisiones por los dos y yo no logro acostumbrarme a que ella tenga más lana…pareciera que me he vuelto el débil. Siempre la he apoyado para que ella llegue a donde está. Ahora, por más que le digo que quiero tener familia, no consigo que ella quiera hablar del tema, sólo dice “no es un buen momento para eso”. ¿Qué debo de hacer?

RESPUESTA: El dinero es importante, pero más importante es hacerte indispensable en la relación; es decir, para que una pareja encuentre un buen momento para hacerse familia debe de haber armonía, atención, amabilidad y un conjunto de cosas que nada tienen que ver con sentirse débil. Busca fortaleza, comunicación y entendimiento antes de buscar un hijo.

PREGUNTA: Mi novia me dice que soy codo porque no me gusta gastar dinero como a ella. Yo quiero ahorrar, para mí es muy importante tener un guardadito, mientras ella piensa en las vacaciones de diciembre, en dónde pasar el puente de muertos, etc. Claro que sus planes me gustan y sus ideas de cómo vivir mejor son muy interesantes, pero a mí me da seguridad ahorrar, hacer guardaditos. Entonces, se vuelve mandona, agresiva, me llama codo, tacaño y eso me molesta y peleamos. Ni siquiera le digo bien a bien cuánto gano
porque ya se lo hubiera acabado. ¿Qué hago?

RESPUESTA: No existe mejor regla que la de “gastar menos de lo que ganas”. Es básico llegar a un equilibrio donde puedas disfrutar tu presente. Una buena idea es tener un guardadito para emergencias, otro para viajecitos, otro para diversión los fines de semana y así entre varios guardaditos uno puede sentirse inmensamente tranquilo. Disfrutar la vida cotidiana es importante. Si bien es agotador sentirse siempre apretado, puedes pedirle a tu novia que te ayude a manejar con inteligencia uno de los guardaditos para que puedas compartir esos deseos de ahorro.

PREGUNTA: Sueño con encontrar a mi príncipe, al hombre que me haga sentir la mejor mujer del mundo, la más sensual. Quiero un amor que me jure pasión, que me hable al oído y me procure, que me consienta y me haga todo lo que yo siempre he soñado y simplemente, no aparece. ¿Crees que llegue?

RESPUESTA: Esos cuentos de hadas y príncipes pertenecen a la infancia. Recuerda que las personas perfectas que uno imagina,  no existen. Te recomiendo trabajar en tus imperfecciones, volverte terrenal, sensual y deseable, para que en cuanto llegue el
hombre indicado y el amor aparezca en tu vida, estés muy lista.

PREGUNTA: Mi mujer es muy buena enfermera y ahora que agarró el turno de la noche está ganando muy bien. El problema es que está cansada de día y cuando vuelvo del trabajo, ella se está preparando para salir. La ayuda económica ha sido grande, nos ha mejorado el bolsillo, pero yo me siento solo, la noche es larga y me he acostumbrado a ver pornografía y a divertirme sin ella, hasta cuando tiene la noche libre, pues, me estorba un poco. ¿está eso mal?

RESPUESTA: La pornografía el día de hoy es normal y accesible. Te ayuda a sacar esas ganas atoradas y a conciliar el sueño con rapidez; sin embargo, no es real. Es una sexualidad automática y vacía. Te recomiendo guardar un poco de esas ganas para los días en que tu mujer y tú puedan estar juntos. Si ella te estorba es porque te es cómoda la masturbación, se requiere de mucho más esfuerzo tener una relación sexual y activa. Cuidado, la pornografía te puede robar las ganas de estar con tu pareja y es entonces cuando la distancia sexual se vuelve inevitable. 

Comentarios