¿Eres adicto a los likes?

Vida 11/12/2018 05:18 Víctor Jiménez Actualizada 16:14
 

Uno de los más recientes tipos de adicción consiste en la búsqueda incesante de likes en las redes sociales. Descubre si buscas con desesperación los me-gusta:

 ¿Constantemente  revisas en Facebook, Twitter o Instagram las reacciones de tus contactos después de haber subido una foto, cambiado tu estado o hecho un comentario? 

 ¿Te sientes ignorado o poco apreciado cuando pasa una hora y nadie comenta, comparte, retuitea o le da like a tu última foto o meme?

 ¿Sientes una ligera sensación de logro cuando ves que el número de likes en tu muro aumenta? 

¿Analizas las razones por las que tus comentarios no tienen respuesta? ¿Te preguntas si lo escribiste bien, si es agresivo o si el tema es irrelevante?  

 ¿Constantemente le echas un ojo a los estados de tus amigos, ves cuántas respuestas obtienen y cuántas veces sus lectores comparten las publicaciones? 

 ¿Te cuesta dejar de ver el teléfono, mientras haces algo importante como atender a tu hija, manejar o platicar de algo significativo con tu pareja? 

¿Has permitido que la vibración o el timbre del teléfono te distraiga  en momentos de intimidad con tu pareja?  

¿Te has perdido de disfrutar un evento ( festival de tu hija,  desfile o concierto) tratando de captarlo con tu cámara para poder publicarlo en las redes sociales? A mayor número de respuestas “sí”, mayor probabilidad de adicción a los likes.

HAMBRE DE VALIDACIÓN.  En las adicciones, nuestro cerebro produce dopamina que, en este caso, nos motiva a buscar recompensas (likes) y serotonina, que mejora nuestro estado de ánimo y nos recompensa cuando conseguimos un like. Las redes sociales, a través de los likes, nos hacen sentir valiosos y esto eleva los niveles de dopamina y serotonina. El problema es este: el efecto positivo de estas sustancias en nuestro estado de ánimo dura unos minutos. Y en un afán por mantener la sensación de valía, buscamos los likes tal como un dependiente busca  droga  o un adicto al juego anhela ganar dinero: siempre quiere más. 

Tenemos un deseo de ser validados y unos likes en Facebook nos hacen sentir bien. Pero muchos likes nos hacen sentir muy bien y le dan un empuje a nuestra autoestima. Sólo que hay un pequeño problema: mientras más validación necesitamos en el mundo virtual de Facebook y más aprobación obtengamos, más dependemos de la aprobación ajena y más delicados y sensibles somos ante la opinión de otros.  

LIKAHÓLICOS ANÓNIMOS. ¿Qué puedes hacer si tu afición a los likes está alimentando tu necesidad de validación y aprobación? Aquí hay algunas formas de superar esta adicción:

Detente. Hazte consciente de tu ansiedad cuando tus publicaciones no gustan o no son compartidas.

Obsérvate y decide. Ser consciente de que publicas demasiado en las redes sociales te da la oportunidad de elegir entre seguir haciéndolo o establecer un límite.

Conéctate con el entorno. Vence el impulso de publicar algo que estás viviendo. Baja el ritmo, respira, conéctate con el ambiente a través de los sentidos, escucha y disfruta del momento presente. Olvida el trofeo (los likes) y concéntrate en tu experiencia actual.

Descansa de las redes sociales. Date un respiro y guarda tu smartphone durante unas horas. Aprovecha las situaciones que requieren de toda tu atención para desconectarte de la pantalla.

Sígueme en Facebook: www.facebook.com/vjimenez67

Comentarios