EN LINDAVISTA

Renace hombre a los 67 años; fue rescatado de edificio

El edificio colapsa y deja a varias personas atrapadas; siguieron las tareas de rescate después de 36 horas en medio de la lluvia
Redacción
21/09/2017 - 13:51

De entre los escombros del edificio de Coquimbo 911 tres cuerpos fueron rescatados, luego del terremoto de 7.1 que el pasado martes venció sus cimientos.

Con vida, fue rescatado el señor José Luis Ponce Illescas, de 67 años, quien permaneció durante más de 26 horas entre los escombros del edificio colapsado en la colonia Lindavista.

El otro, fue el de una mujer de nombre Marisol ‘N’, quien no pudo ser sacada con vida, por el riesgo que significaba ingresar al inmueble que amenazaba con desplomarse cuando lograron llegar hasta ella.

Entre los escombros también murió Rafael Camargo, quien según los primeros datos vivía en el departamento 602 del inmueble destruido. 

Fue alrededor de las 4:00 de la tarde, cuando los pies de don José Luis aparecieron de entre los escombros el edificio. Su cuerpo sobre una camilla fue llevado por bomberos hasta una ambulancia para ser conducido a un hospital capitalino. 

Adentro, en las entrañas del edificio colapsado, aún permanecían los restos de Marisol y Rafael. 

Fue cerca de las seis de la tarde, cuando hasta el lugar arribó una unidad de los servicios periciales para llevarse los restos de ambas víctimas al servicio médico forense. 

La alegría que horas antes había significado el rescate con vida de don José Luis, se apagó con la salida de los cadáveres. 

Cuando la camioneta con las víctimas mortales se alejaba del lugar, sobre la colonia Lindavista comenzó a caer una fuerte lluvia que interrumpió las arduas labores de rescate. 

Hasta anoche, según datos de las autoridades, adentro permanecen los cuerpos de tres personas más que no han sido ubicados. Para tratar de dar con su paradero, las autoridades se apoyan con canes especializados en la búsqueda de sobrevivientes, y tampoco dan muestra de ello.

Cuando comenzaba a oscurecer y con la lluvia encima, sacerdotes llegaron hasta la estructura colapsada para intentar colocar una imagen de la Virgen de Guadalupe, sin lograrlo, porque las autoridades se los impidieron; los religiosos se conformaron con bendecir el edificio en ruinas a lo lejos. 

 

TUS COMENTARIOS