Explota tu atractivo

Para sentirse bien, primero hay que verse de esa manera, y sacar provecho de los beneficios que brinda estar conforme con la apariencia
Silvia Ojanguren
06/07/2016 - 05:00

Es tiempo de dejar en el olvido los mitos y ponerse en onda con ideas como la de “te sientes bien, te ves bien”, con el fin de echar al baúl de los malos recuerdos ese pensamiento que suele dominar la mente de muchas mexicanas y también de ellos: para sentirse bien, primero, hay que verse bien. 

Gaby de la Riva, directora general de De la Riva Group, presentó un estudio realizado por la firma que revela que “para los mexicanos, verse bien aporta beneficios individuales y sociales, cuando otros aspectos de la vida no van tan bien, la belleza es un punto de partida muy accesible para iniciar la mejoría”. 

 

Imágenes verdaderas. De la Riva colocó a la sociedad ante el espejo en el Foro Estratégico de CANIPEC (Cámara Nacional de la Industria de Productos Cosméticos) y dijo:  “La belleza se ha convertido en un concepto incluyente y accesible, por lo que comienza a ser mal visto que una persona no cuide su aspecto personal. Se ha transformado el concepto de belleza de estereotipado y superfluo a auténtico e inclusivo”.  

El estudio destaca que la belleza es punto de partida para distintas variables emocionales y sociales, contribuye a lograr una mayor adaptación social, mejor desarrollo profesional, una buena vida amorosa, mayor conexión con amistades, reconocimiento y como resultado  una autoestima más elevada.  

 

Más allá de la imagen. La industria de la cosmética y del cuidado personal tiene que ver con mucho más que sueños, está a la mano para resaltar los principales atributos naturales de una persona, o ayudar a adaptarse a momentos y ocasiones, lograr nuevos estilos y seguir las tendencias de moda.  

“Los jóvenes resaltan su belleza natural, mientras que los mayores tratarán de ocultar y cuidar a futuro”, con los cosméticos y otros productos embellecedores, dice. 

Información, compra y belleza. Asimismo, dijo, la sociedad vive una era de sobreinformación que genera el fenómeno de “infoxicación”,  antes se pensaba que con más información se hacían compras más inteligentes, pero no es así, lo que necesita es estar mejor informado, porque no se trata de cantidad sino de la calidad, lo que ayuda a hacer mejores compras.  

Además en el mundo de la belleza de ellos y ellas, le ubicación influye en los hábitos de cuidado personal y de belleza: en el sur de México están más enfocados a la protección solar y el olor, en tanto el uso de maquillaje se restringe por cuestiones climáticas.  

En el norte, más enfocados a la apariencia corporal se critica mucho a la mujer desarreglada. Y en el centro y área metropolitana, hay  influencia de todo tipo, pero se busca la practicidad por el ritmo de vida agitado. 

TUS COMENTARIOS