Los OVNIS del Pentágono

Los OVNIS del Pentágono
Al día 03/05/2020 16:13 Yohanan Díaz Vargas Actualizada 16:14
 

En los últimos meses, Estados Unidos ha sorprendido a los seguidores del fenómeno ovni en diversas ocasiones. Todo comenzó en abril del pasado año, cuando dieron a conocer que la Marina de dicho país había elaborado un protocolo para que sus pilotos comunicaran sus observaciones de ovnis. 

Al parecer, la decisión se había tomado a causa del incremento de avistamientos de fenómenos aéreos anómalos, especialmente en las cercanías de bases militares y de zonas con actividad de tipo nuclear. En mayo de 2019, el Departamento de Defensa de los Estados Unidos, a través de su portavoz Christopher Sherwood, confesaba a The New York Post, que seguían investigando el fenómeno ovni. 

A pesar de que previamente habían señalado que el “Programa avanzado de identificación de amenazas aeroespaciales”, encargado de este tipo de estudios, había sido cancelado en el año 2012, con estas declaraciones demostraron que el interés de los militares estadounidenses en los ovnis, seguía vigente. 

“El Pentágono continúa y continuará investigando, a través de procedimientos ordinarios, los reportes de aeronaves no identificadas encontradas por aviadores del Ejército estadounidense, para protegernos contra cualquier sorpresa estratégica realizada por los adversarios de nuestra nación”. 

Posteriormente, en octubre del pasado año, lanzaron otro bombazo informativo: el ejército de Estados Unidos había llegado a un acuerdo con la empresa “To the Stars Academy” de Tom DeLonge (colectivo dedicado a la investigación del fenómeno ovni a nivel civil) con el objetivo de investigar materiales que podrían tener una procedencia extraterrestre. 

El interés de Estados Unidos en el estudio de este tipo de piezas asociadas al fenómeno ovni es conseguir replicar tecnología que, quizá, procede de otros mundos. 

En enero de este año, continuaron las revelaciones ufológicas relacionadas con la Marina de los Estados Unidos. Gracias a una solicitud de la Ley de Libertad de Información, llevada a cabo por el investigador Christian Lambright, supimos que los militares estadounidenses tenían videos ovni clasificados como alto secreto porque, según afirmaron, podrían afectar gravemente a la seguridad nacional de dicho país. 

En concreto, según Susan Gough, portavoz del Pentágono, a Motherboard, del medio Vice, “el Departamento de Defensa, específicamente la Marina de los Estados Unidos, tiene el video. Mientras la investigación de los avistamientos está en curso, no discutiremos públicamente los informes de avistamientos individuales. Sin embargo, puedo decirles que la fecha del video USS Nimitz es el 14 de noviembre de 2004”. 

Sin embargo, esta misma semana el Pentágono ha hecho públicos tres videos ovni, dos de 2004 y uno de 2015, según ellos para “clarificar cualquier malentendido por parte del público sobre si las grabaciones que han ido circulando son reales o no, y si hay más en los vídeos. 

El fenómeno aéreo que se aprecia en los vídeos permanece clasificado como no identificado. Los tres videos habían sido publicados previamente por la empresa de Tom Delonge y hacen referencia, entre otros casos, al suceso ovni del portaviones Nimitz ¿Cuál será la próxima primicia que Estados Unidos nos tiene preparada?

Comentarios