El misterioso Km 50 de la Patagonia chilena

El misterioso Km 50 de la Patagonia chilena
En esta región se han dado desde avistamientos ovni, hasta encuentros cercanos con humanoides y secuestros
Yohanan Díaz Vargas
06/09/2020 - 12:45

Existen diversos lugares a nivel mundial que se convierten en una especie de imán para los fenómenos extraños y uno de esos lugares se encuentra en Chile, en la región de la Patagonia. 

Según me ha referido el veterano investigador chileno Rodrigo Fuenzalida, en el denominado Kilómetro 50 de la Patagonia chilena, están presentes desde avistamientos ovni, hasta encuentros cercanos con humanoides y hasta secuestros por extraterrestres. 

Este afamado Kilómetro 50 se encuentra muy cerca de la población de Punta Arenas y cobra importancia desde el punto de vista de la casuística de los no identificados porque “el sesenta por ciento de los secuestros extraterrestres que se han producido en el país han ocurrido justo en ese punto”, refiere Fuenzalida. 

El experto incluso ha podido vivir en primera persona los extraños episodios que suceden en el llamado Kilómetro 50 de la Patagonia. 

En palabras de Rodrigo: “Vivimos un encuentro cercano del primer tipo. Íbamos sobre la carretera y vimos unas luces que se acercaban en sentido contrario. Pensamos que se trataba de un camión, pero a medida que se acercaba nos percatamos de que, en realidad, era una especie de cilindro de color blanco con muchas luces pulsantes en su interior. 

“En cuestión de segundos, a una velocidad extrema, se desplazó hacia el estrecho de Magallanes. Se desmaterializó”. 

Además de objetos con forma cilíndrica, en la zona también hay testigos que señalan haber observado objetos voladores no identificados de apariencia triangular y que parecían comportarse como nave nodriza, pues de su interior surgen enigmáticas esferas de luz que se introducen en el mar.

Asimismo, en el Kilómetro 50 se han dado encuentros ovni en los que se han producido efectos de tipo electromagnético. Está el caso de una familia que en 2007 transitaba con su carro por este lugar cuando un objeto volador no identificado estuvo persiguiéndolos en carretera hasta, finalmente, sobrevolar por encima del vehículo. 

Mientras el objeto estuvo sobre la vertical del carro, según Rodrigo Fuenzalida, “notaron como que el vehículo flotaba, y que cayó otra vez al suelo cuando el objeto dejó de estar sobre ellos”. Uno de los sucesos más impactantes y que se recuerdan tuvo lugar en los años sesentas. 

Una madre y su hija pasaban por el Kilómetro 50 seguidos de cerca por una camioneta. Las testigos se percataron de que la camioneta se vio envuelva por una luz roja. Cuando la luz roja empezó a alejarse de la camioneta, ellas finalmente llegaron a su destino, pero lo hicieron con un tiempo perdido de una hora, 60 minutos en los que no recordaban lo que había ocurrido. 

Estando ya en casa, el conductor de la camioneta llamó a su puerta y preguntó si los integrantes del vehículo estaban bien. Según él, había visto cómo las nubes se abrían y un rayo de luz hacía desaparecer el auto de la señora y su hija. A los pocos minutos, según el conductor de la camioneta, el rayo volvió y apareció nuevamente el carro en escena. ¿Qué ocurrió durante aquel tiempo perdido? 

Tampoco podemos olvidar que en el Kilómetro 50 de la Patagonia chilena, según Rodrigo Fuenzalida el famoso contactado Claudio Pastén, ante la mirada atónita de varios testigos, se internó en el mar y apareció una luz que se llevó a Pastén, y éste desapareció. 

Al día siguiente, encontraron a Pastén a 180 kilómetros del lugar en el que había desaparecido, con los labios abrasados como si hubiera sufrido una exposición a radiación o una insolación. ¿Se trata el Kilómetro 50 de un portal a otros mundos? ¿De una base secreta extraterrestre? De momento todas las preguntas permanecen sin respuesta.

TUS COMENTARIOS