Beisbol mexicano

Sergio Ramos honra sus raíces lanzando en la Liga Mexicana del Pacífico

Tras un breve paso por los Dodgers de los Ángeles, integra actualmente la novena de Tampa Bay, con la que tuvo una campaña extraña, abriendo juegos en días consecutivos
Gabriel Cruz
29/12/2018 - 16:04

Tres veces campeón en la Serie Mundial de las Grandes Ligas son cartas de presentación que suelen volver inalcanzables a los peloteros para jugar en competencias invernales de otros países, pero Sergio “Mechón” Romo se cuece aparte, así que por tercera campaña reportó con los Charros de Jalisco en busca de salvar juegos y pelear por el campeonato de la Liga Invernal.

“Uno siempre viene con alegría a Guadalajara porque la afición me hace sentir visible y solo quiero devolver la confianza, me siento en casa y es una experiencia que disfruto mucho, jugar contra amigos y conocidos, disfrutar la pasión que significa el beisbol mexicano”, compartió el lanzador que brilló con los Gigantes de San Francisco.

Tras un breve paso por los Dodgers de los Ángeles, integra actualmente la novena de Tampa Bay, con la que tuvo una campaña extraña, abriendo juegos en días consecutivos, por ejemplo. “Fue un año divertido, medio extraño, pero para mi es una bendición seguir siendo parte del beisbol de las Grandes Ligas, todo es parte de la vida, he tenido buena suerte y también trabajé para estar listo para las oportunidades”.

A los 35 años no le pide más a la pelota, solo dejarlo ser parte del beisbol por más tiempo, “sé que en cualquier momento la felicidad se puede ir y por eso me gustar compartirlo, no es que le llegue a todo mundo. Hasta que se dé el día que los aficionados no me pidan un momento de mi vida, un autógrafo, una sonrisa, lo seguiré haciendo y disfrutando el beisbol”.

Nacido en California, el derecho presume sus raíces mexicanas sobre el montículo, “me da mucho orgullo ser mexicano y por eso regreso, tengo la bandera tatuada en la espalda, es una pasión que disfruto. No quiero que la gente se vaya con un mal sabor de boca del parque, a mi me importa que las personas sepan quién soy y por eso, sin pensarlo, le doy mi tiempo a la afición”.

Así que esperar en casa la nueva campaña de la Gran Carpa no entra en sus planes, “el mejor modo de prepararme es jugar en un partido real, aquí no hay bateador fácil, así que aprovecho venir a esta Liga para mantenerme en forma, lo hago con confianza, sé que soy bueno y diferente”.

(Foto: Archivo El Gráfico)

 

TUS COMENTARIOS