DEPORTE INTERNACIONAL

Piloto español Carlos Sainz es futbolero de corazón

El piloto de Renault admira a Sergio Ramos, es fan del Real Madrid, le gustan las quesadillas y considera a México su segunda casa
Ariadna Montoya
26/10/2018 - 17:49

Con la rodilla, con el pie, con la cabeza, el español Carlos Sainz domina el balón sin dejarlo caer, con tal destreza que parece futbolista y no piloto de Renault.

Realiza sus suertes en una cancha ubicada en la Fanzone de la Fórmula 1 en el Campo Marte y se declara fan del Real Madrid, admirador de Sergio Ramos y un “mediocentro” en las pistas.

Además confiesa que “me gustan las quesadillas, pero no el chile” y considera “precioso, lindo y querido” a México, donde el domingo correrá el Gran Premio, el cual coincide con el duelo entre Barcelona y Real Madrid.

Carlos y su coequipero Nico Hulkenberg son los invitados de lujo en un evento que la Liga española organiza junto con la escudería francesa, al que también acuden el defensa auriazul Alejandro Arribas y el exportero Moisés Muñoz para hablar de automovilismo y futbol.

Pero quien gana la carrera es Sainz, al dar rienda suelta a su pasión futbolera: “Me identifico con Sergio Ramos. Es valiente, un jugador de raza que saca la casta en partidos importantes”, afirma.

Mientras, Nico, quien admite no seguir tanto el balompié, esboza tras varios trompicones que respeta a Johan Cruyff.

“Le voy al Real, sigo sus partidos en las redes. Va a ganarle 3-1 a los blaugrana”, da su pronóstico Carlos, al tiempo que Nico le lleva la contraria: “A mí me gusta el Barcelona”.

Luego, Sainz filosofa: “Un piloto es como un mediocentro porque debe saber defenderse y atacar, debe tener un poco de todo”.

Y advierte que así se mostrará en el Gran Premio, sobre todo porque el país azteca “es mi segunda casa. La gente es cálida y aunque en la pista me peleo con Sergio Pérez (piloto mexicano de Force India) fuera de ella nos llevamos bien”.

Enseguida se realiza una cascarita, que se decide en penales, y Sainz no duda en colocarse los guantes de portero para detener con el pie un trallazo desde los once pasos.

Al final, Arribas y Moisés alientan a los pilotos: “Nos encantaría verlos en lo más alto posible”, desea el felino. “Disfruten la hospitalidad de los mexicanos, es un país extraordinario”, culmina Muñoz.

 

TUS COMENTARIOS