LUCHA LIBRE

Matt Willis-Jones, el artista que retrata luchadoras mexicanas

Ellas libran un combate permanente contra la violencia de género
Gabriel Cruz
05/01/2019 - 15:18

Impactado por la creciente violencia de género que existe en México contra las mujeres, el artista visual Matt Wiliss-Jones arrancó un proyecto de intervención fotográfica, en el que a partir del trabajo de las luchadoras intenta demostrar que su historia no está alejada de ese fenómeno.

El proyecto tomó forma cuando conoció a la legendaria luchadora Lola González, quien le compartió su historia en los cuadriláteros y cambió en él la imagen que tenía de la lucha libre. “Cuando me mostró sus cicatrices producto de las heridas que ha sufrido en la lucha me impactó, pero todo tuvo una razón de ser cuando me dijo que sus historias no eran una ficción”, recuerda.

Entonces, decidió que las gladiadoras serían parte vital de su trabajo y en honor a Lola lo nombró como aquella frase de González: “Nuestras vidas no son una ficción”. Aventura a la que se sumaron La Briosa, contemporánea de Lola y la joven Reina Dorada, quienes formaron parte de la primera faceta del concepto.

“En este medio conoces infinidad de gente de diferentes medios y Matt es uno de esos personajes increíbles que pude conocer. Me agrada la idea de contrarrestar la violencia utilizando a la lucha libre femenil”, afirmó.

MOTIVADA

La Dorada valoró que las hayan utilizado como punto de partida, “es un parteaguas para que el tema sea más fuerte debido a que la lucha femenil es un tema que viene empujando fuerte y que se cataloga en una buena posición referente al machismo y va de la mano con la violencia femenina”.

Los golpes de la lucha libre son muy dolorosos y tardan en irse algunas días, pero el dolor que ocasiona una falta de oportunidad o de respeto sigue por mucho tiempo. “Así como el dolor que siento cada que alguna joven que sale a divertirse no regresa a casa, es un tema alarmante. Hablando de trabajo, en la lucha libre sigue habiendo discriminación contra la mujer desde el pago, porque a nosotras nos dan menos que a los compañeros”.

 

 

TUS COMENTARIOS