JÓVENES PROMESAS DEL DEPORTE MEXICANO

La Unidad Deportiva Revolución de Cuernavaca, semillero de atletas mexicanos en natación

La escuela de natación es pionera en atender y dar servicio a los atletas paralímpicos y con capacidades diferentes

Unidad Deportiva Revolución de Cuernavaca

(Foto: Archivo El Gráfico)

Deportes 21/08/2019 17:25 Jorge Arturo Sánchez Actualizada 17:25
 

La escuela de natación de la Unidad Deportiva Revolución de Cuernavaca se ha convertido en semillero de tritones y sirenas que han llegado a alcanzar los más altos niveles competitivos en todos los ámbitos y escenarios mundiales.

Con más de 35 años en las cuales recibió su transformación a la instalación de una escuela de enseñanza, se han escrito verdaderas historias de vida de muchas familias morelenses, quienes han emergido de sus aguas.

Por la alberca de la Unidad Deportiva Revolución han surgido elementos como Juan Carlos “Pesca” Castillo, joven prometedor de la natación morelense, quien lamentablemente, perdió la vida en un accidente automovilístico; sin embargo, su capacidad y resultados como nadador del mismo equipo del “Revo”, siempre quedarán en la memoria de muchos aficionados e instructores, así como de su propia familia.

Otro tritón, quien también lamentablemente se adelantó en el camino, fue José Manuel “Yeyo” Domínguez, originario del municipio de Jojutla, atleta de la Asociación de Deportistas Especiales, quien participó en al menos dos campeonatos mundiales de la especialidad representando a nuestro país y cosechando medallas en diversas pruebas.

Un tercer ejemplo de la grandeza que ha tenido la escuela de Natación del parque Revolución es la de la seleccionada nacional mexicana Brenda Díaz Martínez. Ella es originaria del municipio de Tepoztlán y desde el año pasado recibió una beca para continuar sus estudios en la Universidad de Florida, en Estados Unidos.

La sirena morelense, también fue por muchos años, una digna representante de la natación mexicana, ganando una infinidad de medallas, tanto en campeonatos nacionales, como la Olimpiada Nacional y procesos selectivos, así como de al menos tres copas Challenger en la propia Unión Americana.

Durante muchos años esta alberca también vio pasar esfuerzos por crear escuelas formativas en las especialidades de nado sincronizado, clavados, con su antigua estructura, así como de polo acuático.

Hay que mencionar que también, fue de las escuelas pioneras en atender y dar servicio a los atletas paralímpicos y con capacidades diferentes, con elementos como Miguel Ángel Centeno Vázquez, el profesor Jaime Lara Orihuela, entre otros y quienes han cumplido cabalmente su preparación y fogueo en las aguas de la alberca del “Revo”, como se le conoce comúnmente.

UN REFUGIO

La propia selección de natación, en su categoría máster, encontró refugio y un lugar para entrenar y prepararse, después de que varios de sus elementos participaron oficialmente representando a nuestro estado y nuestro país en competencias nacionales e internacionales.

Todos ellos bajo la guía del profesor Oscar Alvirde Córdoba, como responsable y encargado de entrenar a los integrantes del equipo Tlahuica y llevar, por clasificación, la representación de nuestro país a eventos Centroamericanos y Panamericanos de la división.

Comentarios