Quiero pararle el sexo pero no sé cómo

Sexo 31/12/2018 05:18 Actualizada 12:10
 

Vi la película de la historia de Queen y me sentí completamente identificado, no como músico, sino como pintor. Me gusta pintarme vestido de mujer, con joyas, escote y vestidos de noche, en esos cuadros me gusta pintar mi rostro, pero después de mirarme en ese sueño le adjudico a mi dibujo una cara de animal. Un animal, una mujer como yo encerrada en un cuerpo distinto. ¿Podré salir del clóset algún día? 

¿Podrás? Esa es la gran pregunta. La respuesta sólo la tienes tú. Decide qué quieres y hazlo ya.

Mi novio y yo estamos en un restaurante. La semana pasada nos gritamos y yo le dije que no quiero volver a trabajar nunca más con él. En realidad, lo que claramente no quiero es andar con él. En estas fiestas de fin de año, se trata de un mes bueno para el restaurante y nos va muy bien, sólo no quiero volver con él. Dejar el sueño del restaurante en sus manos no se me hace justo, pero ser suya con sexo y todo, ya no lo soporto. ¿Cómo le hacemos?

El problema de entrar a una relación de trabajo con amigos y novios es exactamente esa, que se ponen en la mesa sentimientos como el miedo, el amor, la lealtad, el trabajo y hasta el odio en relaciones laborales. Te recomiendo busques a un experto que pueda ser neutro; muchas pequeñas empresas son familiares o de parejas. A tu novio y a ti no les queda otra más que volverse profesionales y seguir trabajando para sacar el negocio adelante. Ustedes dense una pausa sentimental.

Mi hija comenzó a dormir mucho, muchísimo. Se podría despertar a cualquier hora del día, hablé con ella y llorando me confesó lo del aborto que se había hecho hace dos semanas. Me quedé helada; la llevé con dos doctores y ambos diagnosticaron que se trataba de un tipo de depresión. No sé cómo abordarla sin los medicamentos que me recetan ambos, quiero ayudarla de manera natural, yo estoy aturdida. Pasó todo frente de mis narices. ¿Dónde estaba metida yo?

Abrázala mucho. Habla con ella, encárgale cosas y métela a terapia con un psicólogo con el que pueda desahogar sus sentimientos. Estás en el momento en el que tienes que pensar por ella y entender lo que sufre. Esto que te pasó es una lección para ti y para todas las madres del mundo. Sucede, no te culpes; observa tu relación y sé una mamá más presente. Si puedes ve a terapia tu también, sirve para agarrar fuerzas.

El hombre con el que me voy a casar en unos meses no quiere venir a la cena de Fin de Año de mi familia. Dice que es la última que vamos a pasar cada uno con su familia porque el año próximo vamos a hacer una juntos los dos en casa solos. A mí eso me dejó congelada, porque estas fiestas con mis padres son muy importantes y no las quiero dejar de pasar con ellos nunca. ¿Debo de preocuparme o mejor no le doy importancia y el año que entra con un buen berrinche me ocupo de eso?

Checa en qué otras cosas está decidiendo él por ti. Creo que es momento de pensar y repensar si el tipo de hombre que tienes frente a ti es el que quieres para el resto de la vida. Los matrimonios en los que una cabeza piensa por todos no suelen hacer equipo y estamos en una época en la que hacer equipo resulta mucho mejor que hacer berrinches. Medita sobre tu relación y toma decisiones inteligentes, no te esperes a estar casada.

Temas Relacionados
sexo pareja Novios aborto hipersexualidad

Comentarios