SUPERANDO LA DISCAPACIDAD

Pintor sinaloense con atrofia muscular realiza increíbles cuadros con la boca en Toluca

Fue en 2002 cuando un osteosarcoma le quitó a Jesús el brazo que le funcionaba, lo que lo hizo enfrentarse a que debía aprender todo desde cero

Jesús Ángel Hernández atrofia muscular pintor
(Foto: Ximena García, El Gráfico)
Al día 04/12/2019 22:38 Ximena García Actualizada 22:48
 

TOLUCA.— Enfrentarse a la discapacidad, ya sea de nacimiento o por una enfermedad o un accidente, se convierte en un parteaguas y un motivo para crear nuevas formas de vivir, así lo reconoció Jesús Ángel Hernández. 

Este pintor no usa las manos, sino la boca, debido a que enfrentó los dos escenarios: nació con atrofia muscular en un brazo y en el otro, el cáncer se lo arrebató.

Fue en 2002 cuando un osteosarcoma le quitó a Jesús el brazo que le funcionaba, lo que lo hizo enfrentarse a que debía aprender todo desde cero.

Pero la vida dice, está llena de retos y oportunidades, por lo que la desgracia la convirtió en fortuna y hoy, es becario en la Asociación de Pintores con la Boca y con el Pie.

Jesús Ángel, originario de Navolato, Sinaloa, comenzó a dibujar, un día mejor que el anterior, y así, lo que de inicio fue una terapia física y emocional, se convirtió en un empleo y una pasión. 

En el marco del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, el artista visitó Toluca para presentar sus piezas “Ángel, viento, paraíso” y “Racimo de Elisa” en las que expone que la “discapacidad” es solo una palabra. 

En Toluca habitan al menos 24 mil personas con alguna discapacidad, y a todas ellas, el artista Jesús les mandó un mensaje: La discapacidad está en la cabeza, hay que atrevernos a ir en contra de los pronósticos”.

Comentarios