SANAMENTE, TODOS LOS VIERNES

¿Cómo empezar a escribir en un diario? Paso a paso para este tipo de terapia

¿Cómo empezar a escribir en un diario? Paso a paso para este tipo de terapia

(Foto: Ilustrativa, Unsplash)

Al día 05/08/2022 17:36 Víctor Jiménez Actualizada 17:36
 

Algunas personas tienen como hábito escribir en un cuaderno sus experiencias y reflexiones.

Puede ser una forma de desglosar los pensamientos, tomar notas de los sucesos de nuestra vida. Pero también puede ser una manera de liberarnos de lo que nos preocupa, estresa o nos aqueja. 

Escribir los recuerdos que tenemos sobre algo o alguien puede generar emociones que, al quedar impresas en el papel, resultan más fáciles de entender; y será más fácil que los demás conozcan nuestras prioridades, deseos y agobios.

Plasmar nuestras reflexiones y experiencias es una de las formas más útiles para aclarar la mente y crear bienestar y felicidad. Nos ayuda a liberarnos de bloqueos mentales. 

¿Cómo comenzar? Elige un lugar y decide cuál es un buen momento para escribir; aunque sea unas cuantas palabras. Quizás el domingo podrías escribir acerca de lo que salió bien y mal en la semana. 

Escribe lo primero que te venga a la mente, acerca de cómo te sientes ahora mismo, de lo que estás cargando en tu corazón. 

Comienza con estas palabras: “Me siento sola”, “Tengo miedo de…” o “Me siento triste porque…”. O bien, puedes depositar sobre el papel una idea repetitiva que te asalta por las noches y no te deja dormir.

Después redacta otra oración. Sigue escribiendo por diez minutos lo que vaya surgiendo, sin preocuparte por la puntuación, el formato o la ortografía. Anota lo que surja, con las palabras que quieras. 

Nadie tiene por qué leer lo que escribes, ni siquiera tú necesitas volver a leerlo si no lo deseas. Si surgen emociones, permítete sentirlas y continúa escribiendo. Expresar sobre el papel lo que sientes o piensas puede ser muy terapéutico.

Sobre qué escribir. Gratitud. Sentir agradecimiento, ser conscientes de las bendiciones con que contamos, contribuye a la felicidad. 

Puede tratarse de tu salud, el trabajo, los amigos, la familia, el agua potable o un techo donde vivir. Se ha descubierto que un diario de gratitud nos ayuda a dormir mejor y a disfrutar más de la vida.

La idea es reflexionar sobre las experiencias que tenemos a diario, agradables o desagradables. Al extraer de éstas aprendizajes, evitamos repetir los errores que nos llevan a la infelicidad y a actuar en favor de nuestra felicidad.

Cuando entendemos y manejamos nuestras emociones tenemos una sensación de control. Reflexionar acerca de las emociones nos puede ayudar a identificar lo que las provoca. Cuando sabemos qué origina nuestras emociones, podemos manejarlas con mayor facilidad.

Preguntas para comenzar:

¿Por qué cosas o personas me siento agradecido?

¿Qué me hace feliz en este momento de mi vida?

¿Hay algún logro, aunque parezca insignificante, del que me siento orgulloso?

¿Qué fue lo que más disfruté el día de hoy?

¿Qué resultó bien hoy? ¿Qué pude haber hecho mejor?

¿Hubo algo que me sorprendió de manera agradable?

¿Qué quiero hacer de forma diferente el día de mañana?

Escribir durante las etapas difíciles puede un gran desahogo. Descubre el poder de escribir para encontrar dicha y serenidad.

Entre los beneficios de escribir un diario está:

1. Ayuda a organizar el pensamiento.

2. Nos permite conocernos mejor.

3. Ayuda a tomar mejores decisiones.

4. Ejercita la memoria.

5. Estimula la creatividad

Sígueme en Facebook: Psicoterapeuta Facebook.com/VictorJimenezMx

Comentarios