Deslave sepulta a hombre en la Álvaro Obregón

Don Benito fue enterrado vivo, la tierra reblandeció por las lluvias
14/05/2015 - 11:37

Dos toneladas  de tierra sepultaron a don Benito la tarde del martes, cuando la lluvia no dejaba de caer sobre la delegación Álvaro Obregón. Ayer finalmente su cadáver fue rescatado ayer.

El hombre de 60 años trabajaba en la construcción ubicada en Prolongación Paseo de la Reforma 425, en la colonia San Gabriel, cuando la tierra se reblandeció y se vino abajo.

Sus compañeros lograron escapar del deslave, pero Benito García Aguilar quedó enterrado en una montaña de lodo.

Durante varias horas empleados de la construcción trataron de rescatar al hombre, sin permitir el acceso a autoridades y socorristas. Incluso trabajadores de la inmobiliaria Pelmar S.A. de C.V. negaron la tragedia.

Fue hasta las 19:00 horas del pasado martes que la noticia se hizo oficial: el cadáver del hombre estaba perdido bajo la tierra.  Debido a las condiciones del clima, el rescate del cuerpo se pospuso hasta la mañana de ayer, momento en el que el cadáver fue encontrado totalmente destrozado.

"Podría jurar que en la madrugada intentaron sacar el cuerpo porque se escuchó la máquina excavadora y cuando amaneció ya se veían los restos del hombre. A lo mejor en su intento por jalarlo con "la mano de chango" lo rompieron", comentó un investigador de un instituto que se localiza en la parte trasera del predio en construcción.

con equipo especial. Para recuperar los restos, ubicados a casi 20 metros de profundidad,  bomberos descendieron con equipo especial y demoraron más de tres horas realizando las maniobras. Parte del cuerpo de Benito fue encontrado incrustado en seis varillas, de las cuales no podía ser liberado. Sólo una máquina cortadora permitió que el cuerpo fuera recuperado.

"No podría asegurar lo de la excavadora, pero sí parecía que algo lo había rasgado, los trabajadores dicen que fueron las piedras. Sí estaba destrozado, incluso la cabeza fue desprendida", comentó un bombero.

Afuera de la construcción, familiares del sexagenario esperaban con tristeza el cadáver del hombre.

Vecinos denunciaron las irregularidades de la obra, pues a pesar de los sellos de clausura colocados en marzo los trabajadores nunca abandonaron la construcción.  Además, aseguraron que al menos tres veces la obra ha sido suspendida por los peligros que representa.

 
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK