Verdades que duelen

En “El Hombre detrás de la máscara”, hablo de temas que a muchos les incomodan, pero me gusta ser directo
El Hijo del Santo
05/10/2018 - 09:50

Muchas personas se preguntan qué podrán ver en la película “El Hombre detrás de la máscara”. Yo les respondo que verán una película con imágenes inéditas de El Santo y de El Hijo del Santo, también se aclararán muchos mitos y mentiras que giran al rededor de la lucha libre, de las empresas. En ella hablo sobre la versión de que El Enmascarado de Plata se levantó por vez primera la máscara ante el licenciado Jacobo Zabludovsky, cosa que ¡es mentira! 

Expongo mis razones por las cuales estoy en desacuerdo con las empresas de lucha libre como el CMLL y Triple A, en donde se tiene por costumbre explotar y esclavizar a los elementos que ahí trabajan y se esfuerzan por dar el máximo rendimiento en el ring a cambio de unos cuantos pesos, dejando su vida en cada encuentro.

Soy directo en estas afirmaciones porque las viví en carne propia regateando nuestros pagos, cuando ambas empresas tienen la costumbre de duplicar y hasta triplicar nuestras garantías, pagando una mínima parte a los luchadores y quedándose ellas hasta con el 70 por ciento de toda la taquilla. Y miren que estoy siendo conservador. 

Así mismo, puedo decir con mucho orgullo, que en “TodoXelTodo” a mis compañeros no se les pone precio, ambas partes hablamos y llegamos a un buen arreglo, se les brinda un trato digno, buenos vestidores, hoteles y transporte. 

El 80 por ciento de los luchadores somos gente noble, gente buena, que accedemos a las peticiones de los promotores, pero de eso a permitir que abusen de nosotros hay un abismo. 

También la mayoría somos disciplinados, obedientes y en muchas ocasiones el luchador por necesidad se presta a hacer pachangas con gente ajena a la lucha que jamás han entrenado, que no ama este deporte y de la nada suben a un ring para hacer parodias absurdas. Ejemplos hay muchos, desde Huicho Domínguez, los gemelos Brenan, Niurka, hasta los recientes despachadores de gasolina apadrinados por el “talentoso y visionario” Silver King y la “flamante” Triple A.

Dentro de mi bella profesión no todo es miel sobre hojuelas, pero siempre he defendido a mis compañeros y a este deporte, lo que me ha traído consecuencias tales como vetos y discriminación. De eso también hablo en esta cinta. 

Yo respeto a todos los promotores y luchadores que dignifican este deporte espectáculo, no así a quienes la denigran y la apuñalan.

En “El Hombre detrás de la máscara” hablo sin tapujos y también muestro mi parte humana y vulnerable. Finalmente, en mi vida he tenido grandes pérdidas, he vivido grande traiciones y en esta película por fin podrán ver lo qué hay bajo esta máscara plateada, sé que muchos se podrán sentir incómodos pero lo único que hago es hablar de mi verdadera historia, incluyendo los dimes y diretes de mi familia. 

Los golpes más bajos que he recibido son abajo de un ring. HDS.

Nos leemos la próxima semana, para que hablemos sin máscaras.

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

TUS COMENTARIOS