Detecta el cáncer a tiempo

El CaCu es uno de los mayores problemas de salud pública, pues casi siempre se detecta tarde
Silvia Ojanguren
19/10/2017 - 05:00
 

Una de las peores amenazas de toda mujer es el cáncer cérvico uterino (CaCu), el segundo más frecuente en las mujeres, con 13 mil casos nuevos cada año en México.

Se trata de la segunda causa de muerte por cáncer en las mujeres, debida principalmente a que se diagnostica en etapas tardías por razones culturales y a la falta de acceso a los servicios de salud.

En México, del total de casos, 30.8% son detectados en etapas tardías y 16.6% en etapas intermedias.

Peligro inminente.  La Fundación Luis Pasteur (FLP), integrante del Juntos Contra el Cáncer, pide a las autoridades trabajar para reducir el cáncer, promover la equidad e igualdad.

Esta organización tiene el objetivo de disminuir la morbimortalidad de las mexicanas a causa del cáncer cérvico uterino. Su misión es prevenir el CaCu, mediante educación, diagnóstico y tratamiento oportunos de alta calidad y bajo costo, especialmente en mujeres de bajos recursos.

Ariadna Martínez Rivas, directora médica de la Fundación, dice que la organización busca que las mujeres vulnerables tengan acceso a servicios de salud profesionales, de bajo costo, excelente calidad técnica y trato digno.

Detalles del mal. El cáncer cérvico uterino es una enfermedad casi 100% prevenible. 

Los esfuerzos institucionales de contención de este cáncer están enfocados en la prevención y diagnóstico oportuno, dejando en una posición de desventaja y vulnerabilidad a mujeres que ya lo padecen.

El Protocolo de Atención del Seguro Popular indica que las únicas opciones de tratamiento para mujeres que sufren una etapa avanzada son quimioterapia y radioterapia paliativa. La doctora Martínez dice que el cáncer cérvico uterino está ligado a una condición de desigualdad social e inequidad de género.

La marginación y el difícil acceso a las comunidades reducen la posibilidad de acercar a un mayor número de mujeres los programas de prevención y diagnóstico oportuno.

La incidencia y mortalidad se encuentran ligadas al acceso limitado a servicios de salud y calidad de la atención.

La FLP cuenta con un modelo de atención Integral para la prevención y detección de cáncer cervicouterino y de mama que consiste en acercar diariamente su servicio médico a las comunidades vulnerables de la Ciudad de México, Estado de México, Hidalgo y Puebla, por medio de unidades móviles equipadas.

 
 
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK