Disfruta con una buena cheve

Acompaña tu comida con la cerveza que mejor explote el sabor de los alimentos
Silvia Ojanguren
07/03/2016 - 05:00

Se pueden combinar con todo, incluso con postres como crème brûlée y ciertos quesos a  los que resaltan el sabor.

La palabra maridaje suele llevar a la gente a pensar en la combinación de vino y comida, la cual también puede ser acompañada por otras bebidas como la cerveza.

Es posible que no lo parezca, pero se sabe que existen más de 120 tipos de cervezas que se agrupan principalmente en dos familias: lagers y ales.

Más que claras y oscuras. Las lagers son ligeras, explica Guillermo Ysusi, especialista de Cerveceros de México, y suelen ser de un cuerpo —densidad, sensación de llenado del paladar— más ligero y fácil de digerir. 

“Les decimos cervezas más ‘limpias’ en el sentido de que no tienen sabores subproductos de la fermentación que estorben para apreciar el resto de los ingredientes”, dice.

Las ales poseen más cuerpo y las levaduras generan algunos subproductos como notas frutales. 

Con ensaladas y mariscos. Las cervezas más ligeras son las mejores. Su cuerpo y color son de unas tonalidades entre paja y amarillo, y sus sabores están más marcados por cereales, algunas galletas o masa de pan. 

Por lo tanto, hay que buscar maridarlas con ensaladas frescas, mariscos de cierta acidez o cocidos con una salsa muy ligera. 

Para la comida asiática. Existen cervezas con tonalidades que oscilan entre lo amarillo y lo dorado, pero todavía muy claro.

Se pueden encontrar aromas más llamativos y cervezas con más lúpulo (flor de las familias de las cannabáceas), como una american pale ale o una indian pale ale, las cuales poseerán un amargor mucho más presente en comparación con las lagers. 

Este tipo de cerveza se marida con sabores más pesados, como los de la comida asiática, con algo muy condimentado o picante. El nivel de lúpulo que poseen, aporta un amargor que acentúa ambas partes, tanto lo amargo como lo condimentado o picante.

Con un buen corte de carne roja. Las de tonalidad café tienen esos colores porque se usaron cereales muy tostados en su elaboración, casi quemados. 

“Darán sabores y aromas a tostado que muchas veces asociamos con café, chocolate o cacao; lo más usual es maridarlas con algún postre de chocolate o vainilla, también con sabores ‘medio quemados’, por ejemplo, de un corte de carne a la parrilla, con un corte de carne más grueso, con más grasa que soporte más una cerveza así, donde busques empatar sus sabores con los que da principalmente el carbón”, dice el experto. 

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK