Cuida tu vagina

Debes tomar en cuenta que este conducto muscular no está listo para recibir azúcares, tabaco, alcohol ni químicos; aprende a protegerla
Cecilia Rosillo
26/11/2015 - 11:54
Muchas mujeres caen en el error de pensar que el juego sexual excitante incluye hacer de todo con la vagina, pero no es así.
 
Esta zona es una parte sumamente sensible del cuerpo que está hecha para recibir un pene o una boca, nada más.
 
Una vagina sana es capaz de dar muchas horas de placer, a su dueña y a su compañero sexual, ya que tiene la capacidad no sólo de ensancharse y ser flexible, sino de contraerse simulando movimientos como los de la boca.
 
Una de las cosas más increíbles de la vagina es que se limpia sola. De hecho, para estar saludable tiene su propio balance de PH, automáticamente regula la cantidad de bacterias que produce; por eso limpiarla con jabón rompe el balance y puede causar graves efectos secundarios. El jabón llega a causar comezón, molestia y producir infecciones por hongos, algunas veces alcanzando las vías urinarias.
 
Todo lo que una vagina necesita para estar limpia es ser enjuagada con agua durante el baño.
 
Es común pensar en usar comida para animar la vida sexual y más aún colocarla en los genitales para generar un sabor más agradable; sin embargo, usar cosas como el chocolate líquido o la crema batida es riesgoso porque tienen mucha azúcar, la que alimenta las bacterias nocivas; el chocolate en específico reseca la vagina. Poner azúcares en contacto con ella causa infecciones y la irrita. Por ello, es mejor usar esto sólo en la parte superior del cuerpo.
 
Usa preservativo. El condón es un objeto que jamás se debe olvidar, pero hay que tener cuidado con los de sabores pues en realidad fueron hechos para el sexo oral, no para el sexo con penetración. El asunto es que éstos suelen tener azúcar, lo que los hace sabrosos y están perfumados para acentuar el sabor. Tanto azúcar como perfume son causas de infecciones vaginales, para la penetración son mejores los que no tienen estos elementos.
 
Es común que saquemos del refrigerador frutas o verduras para el juego amatorio, está bien. Lo importante es saber usarlos, poner un plátano, un pepino o una zanahoria en la vagina suena divertido y, además, es una forma económica de obtener un juguete sexual; el problema es que generan bacterias que producen infecciones.
 
La alternativa saludable es ponerle condón a cada cosa en forma de pene para evitar el contacto directo.
 
En relación con los juguetes sexuales, los que están fabricados de goma no son seguros. El juguete sexual es un complemento para mejorar o alegrar la vida sexual y los hay para cada necesidad; sin embargo, se descubrió
recientemente que los de goma de baja calidad llegan a causar infecciones fuertes o favorecer algunas enfermedades graves como cáncer.
 
Evita las drogas. La vagina tampoco se lleva bien con las drogas, el tabaco y el alcohol. Hay mujeres que hacen “fumar” a su vagina, sin saber que el cigarro está compuesto por cerca de 4 mil sustancias tóxicas como el arsénico, butano, amoniaco, cianuro, metano, alquitrán y nicotina, la cual facilita la aparición del papiloma humano. 
 
Hay quienes usan drogas y alcohol en esta zona para emborracharse más rápido, lo que es altamente peligroso por los químicos que contienen y aumentan el riesgo de envenenamiento al absorberse al flujo sanguíneo.
 
Tip*
Las duchas vaginales causan riesgo de enfermedad inflamatoria pélvica que afecta el útero, trompas de Falopio y ovarios. Y si no se atiende puede causar esterilidad.
 
Datos
Está de moda el blanqueamiento del ano y el perineo, pero las cremas usadas para ello pueden ser muy peligrosas porque contienen mercurio.
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK