Haz de todo sin tirar la toalla

Ser una mujer multifuncional implica amor por lo que haces y, sobre todo, mucha paciencia
Paola Ascencio
08/03/2016 - 10:26

Cuando hablamos de mujeres multifuncionales, solemos imaginarnos a esas chicas empresariales, trabajadoras de oficina ataviadas con tacones, traje sastre, llenas de maquillaje y de lujos. 

Lo cierto es que las mujeres “multitask” están en todas partes; como hermanas, como hijas y como madres que luchan por salir adelante. Existe un dicho que asegura que las mujeres pueden hacer varias cosas a la vez y sí, hoy en día las presiones por sacar adelante una familia y por mejorar la economía nos han llevado a trabajar de más, sin descuidar las tareas del hogar. 

En Mujer G, valoramos a todas las mujeres que luchan y se han convertido en el pilar del hogar, que cuidan su imagen, que hacen deporte, que aman a su familia y a sus parejas, pero que también trabajan y están conscientes de que para crecer hay que amarse y cuidarse a una misma. Por eso, salimos a las calles a entrevistarlas y les preguntamos los mejores consejos para poder ser multifuncional, sin morir en el intento.

1. Harta paciencia tiene su recompensa. Una de las principales razones por las que es difícil ser una mujer multifuncional es por el estrés que esto representa. Llevar a los niños al colegio, regresar y arreglarse rápido, ir a trabajar, hacer la comida, recogerlos… en fin. Si no quieres morir de un paro cardiaco, las expertas nos recomiendan aprender a tener paciencia. A veces las cosas no salen como lo planeamos, lo importante es relajarse, ser paciente y seguir adelante.

2. Ante la duda, el amor te ayuda. Toda mujer dedicada a las tareas del hogar y a cumplir sus sueños tiene momentos de flaqueza. Si te sientes débil, incapaz y con falta de tiempo, deja que el cariño por lo que amas y por quienes amas, te impulse a seguir adelante. Pasa tiempo de calidad con tu familia, apaga tu celular, distráete con ellos y olvídate del mundo por un momento.

3. Acomoda el día de acuerdo con tu vida. ¿Tienes más trabajo que de costumbre? Adelanta lo que puedas el día anterior, deja comida preparada o tu ropa de la mañana lista en la cama. Te tardarás una o dos horas y puedes ahorrarte mucho estrés al día siguiente. Las entrevistadas nos recomendaron siempre llevar una agenda y un control. Si no lo haces, podrías olvidar las cosas que debes realizar.

4. La salud siempre es una virtud. A veces estamos tan preocupadas por hacer nuestras labores que nos olvidamos completamente de nuestra salud. Hay que prestar atención a nuestro cuerpo y no descuidar las necesidades básicas, porque el estrés, la fatiga y la falta de sueño pueden traernos problemas graves. Visita al médico de vez en cuando y no olvides que la salud mental también se debe de cuidar. 

5. Que no te de pena pedir ayuda. Por mucho que nos guste sentirnos poderosas, no siempre podemos ser las supermamás o las hijas heroínas. Si tienes a alguien en quien apoyarte, además de ser una gran ayuda para quitarte pendientes de encima, te brindará ese espacio que necesitas para recuperarte. No es depender de alguien, es simplemente entender que no siempre se puede con todo. 

Agradecemos a LookSalon, Jugos de la señora Dolores, lavandería Esmeralda y Ke Taco, ubicados en Tlalnepantla, por permitir tomar fotos.

 Cáncer de mama y sus cifras

Un diagnóstico oportuno en etapa inicial puede representar: 95% de probabilidades de curación con tratamientos menos agresivos y de bajo costo. La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que cada año se detectan: 1.38 millones de nuevos casos y fallecen 458 mil personas por esta causa. 70% de los casos de cáncer ataca a mujeres de 30 a 59 años, y la mayor tasa de mortandad se observa en las mayores de 60 años.

 Si trabajas ocho horas, distribúyelas. Pero no todo es trabajo, tienes que complementar tu persona; es primordial estar física y emocionalmente bien Gloria Jandette, 60 años. Profesionista, dueña de un negocio y madre.

Hay que echarle ganas para sacar a los hijos adelante. Una tiene que creer en sí misma y no rendirse, levantarse temprano y con ganas. Beatriz Carrera, 38 años.

Hay que organizarse y ver qué hacer primero. Acomódalo por lo que más urge y así ve sacando las actividades en tu día Dolores Santiago, 55 años.

Tengo que hacerme cargo de que todo esté bien en la casa, en el trabajo y en mi vida. Piensa siempre un día antes lo que harás al siguiente; ten paciencia y deja ir lo que te sale mal. Leticia Ríos, 48 años.

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK