Ardí con sus embestidas en el bar...

15/06/2016 - 05:00

Hey mis chulos lectores, ¿cómo pasaron su fin? Espero que experimentando con dildos, balitas y lubricantes o  todo lo que encuentren en una sex shop o hasta en su misma casa, luego de los tips que les he dado aquí.

Hoy les voy a platicar una escena que hice para Sexmex en un bar swinger. Fue deliciosa y como siempre me preguntan cuál ha sido la escena que más he disfrutado en mi trabajo, pues aprovecho para darles detalles para que no les quede la menor duda de por qué ha sido de mis mejores experiencias.

La trama era traviesa, después de conocer a  Renato,   el muy méndigo aprovechó para llevarme con mentiras a un bar swinger, donde ya nos esperaban, pero yo no tenía ni la más mínima idea de lo que se veía venir. Entramos y entre forcejeos e insistencias, yo acepto quedarme en el bar. Desde que entré, la atmósfera era excitante, todos los invitados tenían máscaras y me observaban fijamente.

Ya sentados, él comenzó a besarme y tocarme, no podía resistir, porque el hecho de que tantas personas estuvieran ahí y fuera para mí tan libre el poder gozar frente a ellos con las caricias me encendía aún más; la música era otro punto clave, la luz tenue y unos cuantos tragos para poder relajarme antes de empezar la acción en mi escena.

Yo traía puesto un vestido corto que dejaba ver muy bien el tamaño de mi senos, ese día se sentían hinchados y súper redonditos. Él empezó a pasear su mano por mi cuello, mis tetas y fue bajando lento hasta llegar al final del vestido, ahí dobló su mano para sólo dejar libres sus dedos índice y medio. Comenzó a rozar mi entrepierna sin llegar a mi vulva, mi tanga de por sí ya estaba muy mojada, todo el ambiente era perfecto y yo me estaba excitando cada vez más. Llegó a mi vulva y comenzó a acariciar en círculos mi clítoris, por un momento me perdí, dejé de ver a quienes me miraban; él lo hizo cada vez con más fuerza y más rápido, hasta que no logré contenerme y tuve un orgasmo.

Cuando abrí los ojos, todos me observaban y no podía recuperarme del orgasmo cuando ya estaba nuevamente excitadísima.

Muchas parejas fueron testigo del delicioso orgasmo que tuve. Comencé el show, me bajé el cierre del vestido y me monté sobre él; luego pegué su boca a mis senos para que lograra morderlos y lamerlos. Bajé lentamente sin dejar de mirarlo a los ojos, y se lo saqué, comencé a metérmelo a la boca y succionar, mientras yo estaba dándole un oral, la gente del bar nos preparó unos sillones en medio de la pista para que todos lograran ver las travesuras que estaba haciendo.

Él me jaló de la mano y mientras caminaba eché un vistazo a los espectadores en el bar, estaban tan contentos como yo. Me acostó sobre el sillón, gustosa abrí mis piernas para que él me penetrara, como siempre, lento mientras reíamos un poco al saber que todo iba saliendo bien y además nos gustaba.

De pronto, hubo un cambio de música. Jamás supe el nombre de las canciones, pero los ritmos provocaron que yo apretara mi vagina, para que él entendiera que quería más, comenzó a hacérmelo más rápido y me tomó por el cuello, tuve un orgasmo más y luego, sin que me soltara, lo pasé hacia abajo de mí para poder montarlo. Yo ponía su otra mano sobre mi seno para que apretara mi pezón y eso me excitaba más y más.

Toda la gente estaba atenta de lo que hacíamos y a mí me encantaba que me vieran. Lograba cruzar algunas miradas con los espectadores y con varias chicas que hacían que me encendiera, tenía ganas de robarme a una para invitarla al show. De repente, mi atención volvió a la escena y rápidamente, él me acostó en el sillón para venirse en mi cara. Debo admitir que es otra de las cosas que me excitan, que tengan un final feliz en distintas partes de mi cuerpo.

Me levanté, la gente aplaudió y corrí a un cuarto a cambiarme, mi cuerpo aún tenía la sensación de las miradas encima de mí y sin contar los múltiples orgasmos que tuve.

Definitivamente, lo volvería hacer. Todo era perfecto para exhibirme y disfrutar de lo que hacía. ¿A ustedes les gustaría tener sexo, mientras varias parejas los observan? 

Escríbanme a   [email protected]. Recuerden   que aún no tengo fecha para que todos logren asistir a una de mis grabaciones, pero los invito a seguirme en mis redes para que estén al pendiente y sean los primeros en apuntarse para estar cerca de mí. Estén pendientes de comprar su periódico todos los miércoles, les tenemos una sorpresota. Besos y nos leemos la próxima semana.

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK