Carta abierta a Wagner Jr.

Manolo, al igual que mucha gente que te admiramos, me siento triste porque perdiste tu máscara
El Hijo del Santo
01/09/2017 - 05:00

Estimado  Doctor Wagner Jr.: ¡Ahora ya te puedo decir públicamente Manooolo!

Antes que nada quiero manifestarte que me siento triste, seguramente igual que muchas personas que te estimamos y admiramos tu trayectoria profesional, al ver que no lograste conservar tu máscara.

 La lucha libre es así. Alguien tiene que perder y lamentablemente en esta ocasión fuiste tú. ¿Te acuerdas cómo hace años para saber el resultado de una lucha teníamos que asistir al evento, ver los periódicos del día siguiente o esperar a que salieran las revistas de lucha libre? Hoy en día sólo basta con entrar a Internet para enterarnos  de inmediato. 

Esto te lo digo porque en ese tiempo, quienes escribían eran periodistas especializados y profesionales. Ahora, a través de las redes sociales, cualquier ignorante villamelón en el tema de este deporte  escribe y juzga. 

Son gente envidiosa y mal intencionada,  que con tal de perjudicar  altera un cartel de lucha libre en el que se te anuncia sin máscara y publican fotografías tuyas sin tu emblemática tapa. También afirman que te vendiste. 

¡Pero lo peor de todo es que muchos de estos individuos pertenecen a nuestro gremio! En mi opinión,  perdiste ante un buen luchador que trae en las venas la lucha libre y que es heredero de la gran dinastía de Shadito Cruz y de los Brazos. 

Psycho Clown, como personaje luchístico, carece de credibilidad y no tiene la historia y fuerza de la máscara del Dr. Wagner. Me hubiera gustado que ganaras esta lucha o que perdieras ante personajes con mayor peso y antigüedad como Atlantis, L.A Park, El Solitario Jr. o frente al rival que te encumbró en tus inicios:  Canek. 

Debido a mi mayor experiencia en este tipo de encuentros, por ser heredero de una máscara como la de El Santo, pero más aún como tu compañero y amigo, quiero darte tres consejos que espero no ignores; si los ignoras,  ya es cosa tuya. 

El primero  es que empieces de “cero”, que te regreses al bando técnico y de hoy en adelante le des vida en el ring a Manuel González Barrón. Tienes algo que no se compra con dinero y que muchos quisieran tener:  se llama carisma. Así que adelante. 

El segundo  es que te deshagas de ese look de viejito que no te favorece nada.  Quítate esas barbas que hacen que luzcan de mayor edad y rejuvenece. Eres un tipo aún joven, bien parecido, con buen físico y tienes todavía mucho que dar en la lucha libre. 

Tercero es que, por respeto al público, a tu personaje y a la lucha libre, no te vuelvas a enmascarar. No necesitas la máscara para seguir siendo exitoso; perdiste la tapa,  no pierdas tu dignidad. Esto lo digo porque me parece indigno que algunos se enmascaren de nuevo, ya que dañan mucho a este deporte espectáculo que de por sí ya está bien lastimado en la credibilidad con tanto fraude y pachangas. 

Suerte en esta nueva etapa de tu vida,  querido Manooolo. Porque con máscara y sin ella  serás siempre un triunfador. Se perdió una batalla,  más no la guerra. Conserva tu humildad, tu nobleza y tu don de gente y verás que  “en tu casa y con tu gente, se te respeta”.

 Nos leemos la próxima semana  para, que hablemos sin máscaras. 

 

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

TUS COMENTARIOS