Benjamín Robles

Benjamín Robles tenía grandes dotes para el beisbol, pero al final se dedicó a la política. Ahora busca ser gobernador de Oaxaca.
Samuel Ocampo
12/01/2016 - 23:05

Es senador del PRD por Oaxaca. Dice creer en Dios, baila de todo. Aspira a gobernador de esa entidad. Si fuera un animal, ¿cuál sería? ¿a quién colgaría de una rama del Árbol del Tule? Conózcalo en esta Bocanada.

—¿Quién es Ángel Benjamín Robles Montoya?

—Un oaxaqueño, esposo, padre, un hombre que sale a trabajar, que representa a las oaxaqueñas y a los oaxaqueños en el Senado de la República, lo cual me ha dado la oportunidad más importante de mi vida profesional también, que es representar y servirle a mis paisanos, lo que he hecho con mucha dignidad. Hice un compromiso de campaña, de convertirme en el senador más trabajador de toda la historia de Oaxaca. Eso les decía yo a mis electores, y ahora, cuando uno revisa los números, ¿qué ha hecho Benjamín Robles en estos últimos tres años? Déjame decirte que mucha gente que se dedica a monitorear el trabajo legislativo dice “Benjamín Robles, el más productivo de los tres legisladores”.

—¿Edad?

—53 años. 

—¿Estado civil?

—Casado.

—¿Profesión?

Economista.

—¿Qué te gusta bailar?

—Todo, soy bueno para bailar; pero ahorita, en todos los lugares que voy hay música oaxaqueña. Es más, estuve en Valle de Chalco y es como estar en Oaxaca, porque la mitad de la población es oaxaqueña.

—¿Crees en Dios?

—Sí, sobre todas las cosas.

—¿Qué soñabas ser de chico?

—Cuando era niño, beisbolista, porque mi papá me inició en la práctica de ese deporte y yo tenía facultades. Llegué a representar a México en Estados Unidos en series mundiales de béisbol. Cuando lo hice fui el único mexicano que logró destacar en ese mundial, y yo pensaba que tendría esa oportunidad. Al final, la vista empezó a presentar problemas y para un jugador de béisbol es muy importante. Como que las curvas no las bateaba con toda la fuerza. Estuvieron a punto de firmarme profesionalmente cuando iba a cumplir 18 años, con los Tigres. Y mi mamá no me dejó.

—¿La vista te ponchó tu sueño?

—No, no. Mi mamá fue la que no me dejó. Me dijo: “Antes de firmar vas a tener que terminar una carrera”. Entonces, disciplinado y obediente que era con mi mamá, terminé mi carrera. Y cuando sucedió esto, yo ya tenía otras expectativas.

—Si fueras un animal, ¿cuál serías?

—Yo creo que un águila. Mirar desde lejos todo lo que es posible porque si no, te quedas viendo el árbol y no ves el bosque. Debes ver todo y eso es lo que les pasa luego a los que están en los cargos públicos. No enfocan que sus responsabilidades son con toda la gente y por intereses sólo ven a un pequeño sector. Tienes que ver todo.

—¿Lugar de nacimiento?

—Matías Romero, Oaxaca.

—¿Si naciste en Oaxaca?

—Sí.

—Había versiones de que no habías nacido allá, ¿de dónde salió esto?

—Mi acta de nacimiento es del Distrito Federal; pero bueno, todos tenemos una historia. Yo debí haber sido el segundo hijo de mis papás. El primer bebé fallece en el parto y mi papá toma una decisión cuando mi mamá se vuelve a embarazar para que diera a luz en Matías Romero, Oaxaca, porque mi abuela era la partera. Yo nací en casa de mi abuela, ahí enterraron mi ombligo. Y después, creo que ni la cuarentena, según me recuerdan mis papás, tienen que regresar a la Ciudad de México porque le ofrecen una plaza en Petróleos Mexicanos que andaba él buscando. Se entera de esta posibilidad y se regresan aquí y me registran en el Distrito Federal; pero allá está mi ombligo y por mis venas corre sangre oaxaqueña y bueno, dirán misa, pero yo soy orgullosamente oaxaqueño.

—Oaxaca es una entidad rica en cultura y gastronomía, pero con altos índices de pobreza, ¿cómo terminar con este problema?

—Yo siempre he dicho que la corrupción es uno de los principales cánceres de este país y en Oaxaca vaya que es el problema número uno. Si tú haces cuentas, te metes a la estadística, puedes ver que Oaxaca ha recibido cantidades muy importantes del presupuesto. ¡No las encontramos! Pero sí sabemos de ex gobernadores que se han hecho de casas, departamentos en otras partes del país, sí sabemos de ex gobernadores que se construyeron hospitales de lujo en la Zona Metropolitana del DF. O sea, la corrupción es el principal cáncer y por el caño de la corrupción se van muchos millones.

—Tú fuiste parte de la actual administración estatal, ¿tienes las manos limpias?

—Yo soy una persona honorable, honrada, así me enseñaron a ser. El dinero no me apasiona.

—¿No eres ambicioso?

Yo sigo pagando renta, mis carros los estoy pagando a plazos, no tengo nada que ocultar.

—¿Por qué la comunidad oaxaqueña establecida en el DF debe de confiar en ti?

—Porque siempre he actuado con congruencia, porque soy igual que la gran mayoría de quienes dejaron la tierra, pero nunca la olvidan, yendo a buscar una oportunidad en una tierra donde no había. Yo les decía a los paisanos en Valle de Chalco: “Vamos hacer el verdadero cambio en Oaxaca para que ustedes puedan regresar”. Porque la gente dejó Oaxaca no por falta de amor a la tierra, sino porque no tenía ni qué comer.

—Fuiste parte del gobierno de Gabino Cué, dime una cosa buena y otra mala que ha hecho esa administración.

—En esta vida todos jugamos un papel o todos debemos jugar un papel y no lo asumimos. A Gabino le tocó ser cabeza de la alternancia que tanto se requería en Oaxaca. A él, a mí, a muchos nos hubiera gustado que la alternancia se convirtiera en transición. Es decir, algo más.

—En caso de ocupar un cargo político electoral, ¿qué harías con la CNTE?

—Yo digo que los maestros de Oaxaca están estigmatizados. No es lo correcto. Yo entro todos los días a una escuela, quizás no personalmente, pero mi esposa y mi equipo lo hacen. Tengo 10 planetarios móviles que he conseguido con la generosidad de muchas personas. Llevamos ciencia y tecnología todos los días —mi esposa, que lo hace a invitación de los maestros y los padres de familia—, hay niños que nunca han ido a un cine, entonces entrar a un planetario, ver cómo la luna se te viene encima, es impactante lo que aprenden. Los maestros son los que propician eso; cuando voy de gira, los maestros son los que me reciben. Es falso que los maestros de Oaxaca no tengan una vocación.

—A quién colgarías de una rama del Árbol del Tule, ¿a José Murat o algún integrante de la APPO?

—A ninguno, yo no soy violento, soy un hombre de paz, no colgaría a nadie.

 

UNA PREGUNTA, UNA RESPUESTA

UNIVERSIDAD DEL VALLE: Alma mater.

AMLO: Presidente legítimo que debió gobernar este país, pero le robaron las elecciones.

CERRO DEL FORTÍN: Lugar maravilloso.

GABINO CUÉ: Gobernador.

ALEJANDRO MURAT: Ex titular del Infonavit.

JOSÉ MURAT: Ex gobernador.

EVIEL PÉREZ: Senador con licencia.

ULISES RUIZ: Ex gobernador

PRI: Partido en el poder.

PAN: Estuvo en el poder.

PRD: Partido que va a estar en el poder.

MORENA: Partido que debe sumarse a la izquierda.

BENJAMÍN ROBLES QUIERE SER: Gobernador.

 

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK