La chica que barniza con basura

Marissa recicla el unicel, uno de los desechos que genera más problemas de contaminación
Elizabeth Palacios
16/12/2014 - 00:15

Tiene 26 años y unos ojos grandes, vivos, por los que se escapa la pasión con la que habla. Su padre es químico, así que los laboratorios nunca le fueron ajenos. Al terminar la preparatoria, tras haber hecho el último año de escuela en Alemania gracias a un intercambio, se quería comer el mundo. Volvió a México, pero sólo para buscar la carrera que le apasionara, hacer trámites y volver a Alemania para estudiar Ingeniería en Energías y Técnicas de Proceso.

Su nombre es Marissa Cuevas y charlamos mientras disuelve en aguarrás natural ese objeto que en los últimos dos años ha llenado —literalmente— su casa, auto, y su vida: el poliestireno expandido.

¿El nombre le suena raro?, pues no lo es. Todos lo usamos a diario, todos lo desechamos también, pero pocos han sido capaces de aventurarse a reciclarlo. De acuerdo con cifras del INEGI, en México se consumen anualmente más de 13 mil millones de piezas entre vasos, platos y placas dedicadas a la construcción hechas con unicel, lo que es un volumen de 350 mil toneladas aproximadamente.

Cuando Marissa volvió de Alemania tenía muchas ganas de aplicar sus conocimientos vinculados a la generación de energía a partir de la basura, tema en el que se centró su tesis. Sin embargo, se dio cuenta de que estamos a años luz de distancia de Alemania. La falta de infraestructura y políticas públicas enfocadas a fortalecer las energías alternativas y los subsidios a los combustibles fósiles son la realidad que ella enfrentó.

Intentó irse a estudiar fuera de nuevo, hacer una maestría, pero se topó con la burocracia. No le querían revalidar los estudios hechos en Alemania. Encontrar un trabajo donde pudiera aplicar todos sus conocimientos también era difícil. Marissa optó por convertirse en emprendedora, e iniciar con una empresa es una luz de esperanza para el problema de la contaminación por residuos sólidos en México.

Así nació Kitcel, la empresa que Marissa creó formalmente en enero de 2014 para transformar el unicel en barniz para madera.

El unicel es uno de los desechos considerado más contaminante; además, su volumen  representa otro problema. Al tener en su composición química 90% de aire ocupa grandes espacios en los rellenos sanitarios, lo que agrava el problema de la infraestructura para el manejo de la basura en México, ya que una cuarta parte del espacio en rellenos está ocupado por unicel, debido a que se recicla menos de 2%.

El camino para Marissa en este emprendimiento no ha sido fácil. Desde la recolección, que podría parecer sencilla pero que no lo es tanto, hasta la producción, pasando por supuesto por la limpieza del unicel desechado, el almacenamiento, el conseguir apoyos para tener un laboratorio y un espacio para la producción del barniz; la elaboración de la estrategia de comercialización, el diseño de marca y un sinfín de pasos que tuvo que dar sola,  aunque afortunadamente poco a poco ha formado un equipo de jóvenes que, como ella, creen que las acciones sí pueden representar un cambio.

Hoy, el acopio de unicel ya no es el problema, tampoco el almacenamiento ni la producción del barniz. Pero falta lo más difícil, la venta y distribución de este barniz que podría ser perfecto para diseñadores con proyectos de arquitectura de interiores que buscan certificaciones de responsabilidad ambiental, pues con su uso pueden reducir la huella de carbono de sus proyectos. Y es que Kitcel es un producto 100% amigable con el medio ambiente, no sólo porque proviene del reciclaje de unicel, también porque los solventes con los que se disuelve esta materia prima son de origen natural —extraídos de plantas y árboles— y porque es envasado en frascos y latas reutilizadas, con lo que se evita la producción de más basura.

Este barniz puede comprarse en el Mercado del 100, en la colonia Roma. Reciben pedidos en Facebook. Pero Marissa necesita nuevos canales de distribución para que su empresa sea un proyecto sostenible en el largo plazo. 

 

Apoya y conoce

Si quieres donar recursos en la página de Fondeadora: https://fondeadora.mx/projects/kitcel

Si deseas donar unicel o comprar barniz, consulta: https://www.facebook.com/Kitcelrecicladoradeunicel. O acude a Jalapa s/n, entre Coahuila y Campeche, col. Roma Sur.

 

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK