Abues consentidores, nietos malcriados

16/06/2015 - 14:28

La relación con tus nietos está exenta de las presiones diarias que viven sus padres. Entre tus funciones más importantes están las de expresarles cariño, mostrar interés por su bienestar y disfrutar con ellos. Pero si el cariño es excesivo y los límites escasos, podrías echarlos a perder, convirtiéndolos en pequeños tiranos difíciles de controlar. Recuerda el dicho: “Criado por abuelo, nunca bueno”, que hace referencia a los mimos excesivos de los abuelos. Si participas en el cuidado de tus nietos, toma en cuenta algunos detalles para convertirte en un apoyo real para sus padres y evitar conflictos:

Entérate de la reglas. Habla con sus padres acerca de éstas. Los niños necesitan consistencia para desarrollar buenos hábitos. Investiga cuáles son los límites marcados en casa para que, cuando estén contigo, implementes esas reglas. Algunas de ellas pueden consistir en definir los tiempos para ir a la cama y las consecuencias por portarse mal o comer demasiada comida ‘chatarra’.

Refuerza los correctivos establecidos por mal comportamiento. Puede ser muy frustrante para los padres que no refuerces los límites en el cuidado y cedas a cada capricho de tu nieto. Al hacerlo, sólo estimulas el mal comportamiento, haces la crianza más difícil para sus padres y provocas tensión entre ustedes. 

Respeta las decisiones de sus padres. No trates de hacer las funciones de padre o madre, ése no es tu papel. A nadie le gusta que le digan cómo criar a sus hijos. Tu función como abuelo/a consiste en apoyar las decisiones de mamá y papá, opinar mas no imponer y dar amor a los niños.

No compres el afecto de tus nietos. A ti, como a muchos abuelos, quizá te gusta comprarles regalos a tus nietos. Sólo asegúrate de no saturarlos. Consulta con sus papás antes de comprarles más juguetes. Una buena idea es sustituir los regalos con actividades: jugar con ellos, pasear en la feria, llevarlos al zoológico, mostrarles tus intereses, leerles un cuento. Seguramente pueden encontrar algo que a ambos les guste, así estarán construyendo recuerdos para el futuro.

Trata con igualdad a todos los nietos. Evita que uno se resienta por un mejor trato que le das a otro. Los niños son muy sensibles a diferencias en tu actitud hacia ellos. Toma en cuenta que lo que hagas por tu primer nieto sienta un precedente que es necesario cumplir con los siguientes. 

Víctor Jiménez 

[email protected]

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK