ENIGMAS

Un eclipse ocurrido en 1991 despertó el interés de muchos mexicanos que se han convertido en investigadores del fenómeno Ovni
Yohanan Díaz Vargas
10/05/2015 - 00:34
 

A unas semanas de que se cumplan 24 años de la gran oleada Ovni más importante en la historia de éste fenómeno ennuestro país se ha avanzado en las técnicas de grabación.Ahora se cuenta con dispositivos de alta tecnología que emplean la visión nocturna e infrarroja que detectan la presencia en el cielo de objetos que son invisbles al ojo humano, pero que están ahí arriba a una baja altitud, que no producen sonido y que al parecer realizan algún tipo de reconocimiento del área en donde son captados.

Los cazaovnis han logrado registrar la presencia de estos objetos en las inmediaciones del volcán Popocatépetl y en Tepoztlán.

En otros países, los avistamientos se han dado en Australia, Argentina y ciudades como Los Ángeles, Dallas, y Chicago en Estados Unidos así como en otros sitios donde se afirma tajantemente que la presencia de objetos voladores anómalos es constante.

EL INICIO. La técnica para captar la presencia de Ovnis ha revolucionado, gracias a trabajos realizados en México, donde ocurrió un eclipse total de sol del 11 de julio de 1991 que tuvo una duración de 6 minutos y 53 segundos.Millones de mexicanos que se maravillaron con este fenómeno astronómico.

Sin embargo, horas más tarde, el noticiero 24 horas del periodista Jacobo Zabludowsky dio a conocer un video de Guillermo Arreguin, en el que se veía a un objeto circular que en la parte superior era plateado y en la inferior era de color oscuro, es decir, producía una sombra.

En las imágenes se veía que giraba y que se mantuvo así sobrevolando la ciudad de México.

Días después se conocieron más filmaciones captadas en el Distrito Federal, Puebla y Querétaro donde este objeto plateado presentaba las mismas características, lo cual dio lugar a que las personas se interesaran en voltear al cielo.

En los jóvenes quedó el interés por conocer y participar de un tema del que no se conocían todas sus implicaciones, pero que llamaba mucho la atención, el saber que éramos visitados por extraterrestres que llegaban en naves. Con esto, se comenzaron a organizar campamentos para relizar guardias.

En ellas todos se organizaban para captar objetos voladores.

Uno de estos sitios fue la Casita Blanca en el municipio de Atlixco en el estado de Puebla, donde cada fin de semana llegaban cientos de personas para ver a los ‘marcianos’.

Incluso, se construyó un monumento que deja constancia de que miles de personas se reunía para mirar aesos objetos misteriosos.

Durante la década de los 90, denominada del “resurgimiento del fenómeno OVNI”, hubo un gran interés de los mexicanos por este tema que muchos dijeron que era solo una moda.

Pese a esto, el interés se incrementó a tal grado que se creó el grupo de ‘Los Vigilantes del Cielo’ en febrero de 1992.

Esto se logró después de que el investigador Jaime Maussan lanzó una invitación para organizar a óvenes interesados, que tuvieran una cámara de video, el tiempo suficiente para observar el cielo y grabar cualquier objeto anómalo que sobrevolara su localidad, para después someterlos a su estudio y análisis.

A 23 años de distancia se han generado miles de videos muy importantes gracias al trabajo y dedicación de estos auténticos Cazaovnis. Por ello, México es considerado punta de lanza en la investigación, análisis y difusión del fenómeno OVNI a nivel mundial a pesar de que en nuestro país solo el programa ‘de televisión, ’Tercer Milenio’ aborda el tema en la televisión.

TAGS

TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK