¿Qué pasa en el Politécnico?

Vie, 26/09/2014 - 05:00

Por el paro de ayer en cuatro de sus planteles y la nutrida marcha estudiantil que concluyó con un mitin frente a las oficinas de la dirección general del Instituto en Zacatenco, hay un ánimo de protesta y efervescencia que bien podría crecer y salirse de control como en su momento ocurrió en la UNAM durante las dos largas huelgas promovidas por el Consejo Estudiantil Universitario.

Hay dos elementos centrales en el pliego petitorio de esta protesta que encabezan, sobre todo, los estudiantes de la Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura Unidad Zacatenco (ESIA-UZ): la derogación del Plan de Estudios 2014 para la carrera de ingeniería civil y de la refirma al reglamento interno.

El desacuerdo con ambos documentos —según estudiantes y académicos— son diversas inconsistencias y riesgos que no se explican con claridad porque apenas si se conoce su contenido.

Y aunque eso le quita solidez a la protesta, también explica una de las razones de fondo: El plan de estudios y el reglamento interno fueron diseñados y acordados sin tomar en cuenta la opinión experta de la gran mayoría del personal docente que deberá aplicarlo y sin hacer un análisis exhaustivo de su viabilidad, su pertinencia social ni de sus ventajas académicas y técnicas frente al plan actual.

Además, el plan fue diseñado de manera vertical y a espaldas de los estudiantes y los docentes quienes tuvieron noticia de él hasta verlo publicado, dijo el maestro en Ciencias, Demetrio Galíndez López, profesor de la academia de Vías Terrestres ESIA UZ, quien agregó que el cambio y rediseño se hizo sin evaluar la funcionalidad del anterior y de manera vertical, es decir, entre autoridades y algunos miembros de la academia. El resultado fue que el rediseño de marras nunca se dio a conocer, ni se ha dado a conocer a la comunidad de la ESIA UZ.

Estos planteamientos no los comparte del todo, o de plano los rechaza, la directora del Politécnico, Yoloxóchitl Bustamante. En ese sentido, explica que las autoridades del IPN ya aceptaron posponer por un año (no derogar), la aplicación del nuevo plan de estudios, para que la comunidad lo conozca y lo enriquezca. Y en cuanto al nuevo reglamento, informa que apenas se aprobó ayer a las dos de la madrugada, por lo que su contenido no ha sido difundido.

La directora del Poli acepta que les faltó “socializar” el contenido de los dos documentos, pero ve “mano negra” en el movimiento, al que no considera legítimamente estudiantil, pues advierte que tiene “una fuerte injerencia externa”.

Acaso las dos partes tengan razón en sus argumentaciones, pero el problema es que ambas se han planteado de entrada como irreductibles, sobre todo la de Yoloxóchitl Bustamante al restar representatividad a quienes protestan y decir que responden a resortes ajenos a los de la institución.

Ese fue el argumento que llevó a las largas huelgas universitarias del CEU y, más atrás, a la explosión del Movimiento Estudiantil de 1968. Por eso le decía que este conflicto del Poli podría salirse de control si se mantiene cortedad de miras. ¡Aguas!

Instantáneas

1. RESPUESTAS. Dos mensajes muy fuertes, y en principio atinados, vinieron ayer desde el Ejército: la declaración del general secretario de la Defensa, Salvador Cienfuegos de que las fuerzas armadas siempre actuarán animadas por la defensa de los derechos humanos y que quienes no lo hagan irán a juicio; y la confirmación de que un teniente y siete soldados están detenidos en el Campo Militar Número 1 por el Caso Tlatlaya.

2. DEMANDA. Un juez solicitó ayer al Instituto Nacional Electoral que de las prerrogativas del PRD embargue el equivalente a 520 millones de pesos, monto que Carlos Ahumada asegura que le prestó a ese partido y no le fue pagado.

 
EDICIÓN

CDMX

19/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

19/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

19/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

19/07/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES