El estrés puede dañar tu corazón

Mar, 17/02/2015 - 05:00

El estrés es la respuesta física y emocional que tenemos para enfrentar los desafíos y amenazas de la vida diaria. Todas las personas vivimos estrés por diferentes motivos: el tráfico intenso, problemas económicos, preocupaciones familiares, trabajo con mucha tensión, accidentes, pérdidas. También algunas experiencias positivas pueden causar estrés, por ejemplo casarse, viajar o graduarse.

Cuando sabes manejar el estrés, los cambios que provoca se convierten en aliados para resolver los retos y problemas, pero cuando no has aprendido a mantenerlo bajo control, puede causar alteraciones que afectan tu corazón. El estrés libera hormonas que aumentan la frecuencia de la respiración y de los latidos del corazón, también eleva la presión arterial, la inflamación de las células, los niveles de colesterol y de triglicéridos en la sangre.

¿Cuáles tipos de estrés dañan más el corazón?

El crónico. Cuando vives en una situación que te provoca estrés todos los días, por ejemplo, un mal jefe o una mala relación con alguien muy cercano.

La impotencia. Cuando sientes que no puedes hacer nada al respecto y no encuentras una salida.

La soledad. Cuando piensas que no tienes un grupo de familiares o amigos en los cuales apoyarte.

La ira. Si eres una persona que se deja llevar por el enojo y estalla en cólera, es más fácil sufrir un ataque cardiaco o embolia cerebral.

Por supuesto, es más perjudicial el estrés en una persona que ya padece del corazón.

Recomendaciones para lidiar con el estrés. Evita el estrés innecesario. Como dice la canción "¿pero qué necesidad? ¿para qué tanto problema?" por ejemplo, si no alcanzas a pagar tus deudas, no gastes más. Evita a personas y temas que te desagradan, no provoques ni te dejes provocar.

Adáptate, si no puedes cambiar lo que te preocupa, cambia tu forma de pensar. Pregúntate ¿lo que ahora te quita el sueño, lo hará dentro de un mes o un año? y la verdadera importancia que tiene en tu vida. ¿Vale la pena molestarte? Si la respuesta es no, concentra tu energía y tu tiempo en otra cosa.

Acepta las cosas que no puedes cambiar. Aprende a perdonar, deja ir el enojo y los resentimientos, vivimos en un mundo imperfecto. ¿Es algo que no se puede tolerar? Entonces, evita el estrés innecesario.

Date tiempo para relajarte y disfrutar. Mantén el buen sentido del humor, sal a pasear, busca a familiares y amigos/as, juega, escucha música, lee un libro. Practica yoga o meditación, baila, aprende técnicas de relajación.

Mantén un estilo de vida saludable, es básico para combatir el estrés y disminuir sus daños. Lo primero es una alimentación saludable y bien balanceada, evita el exceso de azúcar y las grasas artificiales (manteca vegetal), come frutas y verduras, duerme bien y haz ejercicio. Deja el tabaco, no bebas alcohol en exceso y no uses ningún tipo de droga.

Si a pesar de tomar todas estas medidas sientes que el estrés invade tu vida, busca ayuda, acude a tu clínica de salud y pregunta por grupos de apoyo o tratamiento psicológico.

Correo: [email protected]
Twitter: http://twitter.com/olgageorgina

EDICIÓN

CDMX

09/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

09/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

09/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

09/12/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES