Poli-Ayotzinapa

Mié, 08/10/2014 - 05:00

Ambos casos tienen cosas en común: en ambos se trata de estudiantes de escuelas públicas organizados, que buscan incidir en su propia educación. En los dos, el tema del presupuesto destaca: mientras los estudiantes del Poli han hecho suya la demanda de mayor presupuesto a la educación, los normalistas rurales de todo el país siempre lo han exigido, mientras "botean" para hacerse de recursos y realizar sus prácticas escolares.

Uno de los temas de casi todos los movimientos estudiantiles es el del presupuesto educativo. En México, se calcula que menos de 30% de los jóvenes en edad de estudiar una carrera, lo hacen. Esto en contraste con países como Canadá, donde la matrícula abarca hasta un 90%. Y ahí también los estudiantes protestan.

Si existiera un presupuesto digno para los estudiantes de las normales rurales, quizá no tendrían que salir a hacer "boteos" por sus estados, exponiéndose a ser agredidos.

Pero quizá más aún: si hubiera mayor presupuesto y en vez de un 30%, hubiera un 50, 60, 80% de muchachos mexicanos estudiando, quizá no sería para ellos un peligro salir a las calles, porque entonces no habría jóvenes sin esperanza nutriendo al crimen organizado. Las calles serían más seguras para todos. Y este sería un país más feliz.

Pero aún así habría movimiento estudiantil que saldría a las calles a exigir otras cosas, porque -y aquí es lo interesante de los jóvenes organizados- ellos, los jóvenes que estudian y se reúnen y discuten entre sí, logran detectar mejor las injusticias. Esos jóvenes son un termómetro social, suelen ser más empáticos y solidarios y, por lo general, son motor de cambio. Piense usted en los cambios nacionales que trajo consigo el 68.

Este miércoles, muchas personas saldrán a marchar para repudiar el homicidio de los tres normalistas y exigir el regreso de los 43 desaparecidos. La cita es en el Ángel de la Independencia, a las 4 de la tarde. Se trata de un crimen que ha indignado al mundo entero. Y quienes más deben repudiarlo somos los mexicanos; no podemos permitir que el narco y las autoridades maten a los muchachos, lo mejor que tiene un país.

Glosario de supervivencia

Iguala: Indignación universal.

 
EDICIÓN

CDMX

20/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

20/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

20/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

20/07/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES