LA RENDIJA
Twitter: @lydicar

Me violaron, ¿qué hacer?

Mié, 08/06/2016 - 10:24

Mientras, esta semana de nuevo fueron publicados en diversos medios varios textos sobre la violencia sexual. En particular, llamó mi atención un texto en la revista Vice (una publicación dirigida al público universitario, jóvenes profesionistas y millennials) en el que una joven relataba cómo fue violada por su mejor amigo. Una noche, salió con sus amigos, terminaron tomando unas cervezas en la casa de uno de ellos y al día siguiente se percató de que, en algún momento, había perdido la conciencia y su amigo la violó.

En un principio, la víctima ni siquiera se percató de que eso había sido violación. Para ella, había sido su culpa: por ponerse “muy mal” con el alcohol. Pero su novio le hizo ver la verdad: si un hombre tiene “sexo” con una mujer inconsciente, la está violando. No hay de otra. El problema es que para las autoridades y la sociedad en general no es así. Si una mujer es violada, se cuestionará si ella no estaba “provocando”, o por qué se tomó tantas cervezas, o por qué llevaba una minifalda, o cuántos novios había tenido antes. 

En el relato, la misma protagonista escribió por qué decidió no denunciar: su experiencia mostraba que no servía de nada. Escribió sobre los casos que ella conocía; en particular, el de Lucero, una adolescente en el Estado de México, que fue violada, reunió el coraje para denunciar a su agresor, y 30 días después fue violada de nuevo y asesinada. 

Ante el acoso, la violencia sexual, muchas mujeres se cuestionan: ¿Para qué?, ¿para que las mujeres tengan que pasar por un sistema que va a cuestionar su vida sexual previa y posterior, qué tipo de falda utiliza, por qué no gritó? 

Al ver un sistema tan acostumbrado, tan instalado en la ineficiencia, en la estulticia y la misoginia, al ver un país con tantos problemas, la violencia, la desigualdad, pareciera que el movimiento que las mujeres iniciaron el 24 de abril pasado es lo de menos. Que no podrá transformar nada, que todo seguirá igual. Pero todo cambio social inició así: con un puñado de locos, de locas, que creyó que era posible transformar su realidad. Que tuvo la capacidad de soñar. Eso se llama resiliencia. 

GLOSARIO DE SUPERVIVENCIA Resiliencia: No perder la capacidad de soñar. 

Twitter: @lydicar
EDICIÓN

CDMX

23/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

23/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

23/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

23/09/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES