Pa’ chuparse los dedos

Vie, 08/05/2015 - 05:00

En la cocina de la familia Vázquez, dentro del mercado de La Merced, los guisos tradicionales con receta familiar, hierven y se preparan diariamente en grandes ollas de metal.

El suave olor condimentado empieza a evaporarse desde temprano. Mientras las blanditas milanesas y las regordetas tortas de papa se preparan para ser transportadas junto al caldoso chicharrón, la suculenta pancita y las exquisitas rajas revueltas con huevo; el destino: el Barrio Bravo de Tepito.

Después de un corto trayecto, don Manuel llega con sus tradicionales guisos de sazón hogareño a su reducido y cuadrado local. Los coloca en amplias cazuelas de acero inoxidable, los adorna con ramitas de cilantro y perejil y se engalana con su fiel delantal para servir los deliciosos platillos en su establecimiento, donde ya los esperan largas filas de clientes ansiosos por comer.

Así lo hace desde hace poco más de 45 años. Y es que a don Manuel le gusta cuidar el antiguo negocio de tacos de guisados que le cedió su papá y el buen sazón casero que — desde las manos de su abuelo—, trascendió de generación en generación.

"A las 7 de la mañana empiezo a preparar todo. Empezamos con el arroz y luego hacemos los guisados. Todos son de receta familiar; mi papá le aprendió a mi abuelo y mi papá me enseñó de chiquito", menciona este hombre, que a sus 52 años, maniobra sus tortillas con gran habilidad y las colma de delicias para el paladar.

El lugar empezó escondido entre los mercados de este viejo barrio popular. Era apenas un diminuto carrito de menos de un metro de largo, donde su padre, Miguel Vázquez, ofrecía y servía sus platos de comida de sabor inigualable.

Hoy, entre paredes de lámina y concreto, don Manuel conserva el afamado carrito de metal y el auténtico y condimentado sabor que sólo sus tacos pueden ofrecer a todo comensal.

Por eso, de entre sus deliciosos guisos de sensación doméstica, puedes elegir unos rechonchos tacos preparados con suaves y acogedoras tortillas, colmadas de arroz entomatado y cubiertas con pliegues de pierna adobada, que escurren entre un rojizo y jugoso caldo, guisado con adobo, chipotle, cebolla y condimentos secretos que le dan el sazón.

O unos taquitos de arroz y picadillo cocinado de manera tradicional que, conservando sus ingredientes originales como la nuez, cuadritos de verdura y pequeñas pasas, acompañan a las bolitas de carne, para conquistarte con un dulce y contrastante sabor.

Pero si hay un platillo que no deja de fascinar son los tacos de patitas de cerdo: en escabeche o capeada.

Además, siempre es posible darle a los tacos de guisado un toque picante y hogareño con las salsas de habanero y guacamole de la casa, para luego tomar sus refrescantes aguas de horchata y de jamaica.

PALADARES

"A Manuel lo conozco desde los 13 años, yo venía y estaba
su papá vendiendo. En Tepito puedes comer en cualquier lado, pero aquí es muy bueno el sabor. Mi favorito es el de milanesa". Raúl Valdez

"Tengo cinco años viniendo. Los conocí porque una amiga me
recomendó este lugar, los vine a probar y me gustaron mucho. El de lengua está bien rico. Guisa muy sabroso el señor". Edith Arce

DÓNDE

Debes acudir con don Manuel de miércoles a lunes, de 1:00 p.m a 6:00 p.m, en la calle Toltecas, esquina con Matamoros, en el Mercado 23, del barrio bravo de Tepito.

Tacos de patitas de cerdo, en escabeche o capeadas

EDICIÓN

CDMX

12/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

12/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

12/12/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

12/12/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES