Viene la influenza, es tiempo de prevenir

Octubre es intenso para la promoción y cuidado de la salud porque se dedica a enfermedades de suma importancia, es el mes del cáncer de mama, de la tercera semana de vacunación y celebra varios días internacionales para crear conciencia y mayor atención a ciertas condiciones, algunos ejemplos son: el 10 de octubre, la salud mental; el 11, los cuidados paliativos; el 17, es el día contra el dolor y el 29, el día mundial del Ictus. Además, en el hemisferio norte, octubre marca el inicio de la temporada de influenza estacional, porque a partir de ahora y hasta el mes de marzo se elevan los casos y muertes por esta infección, que tiene su pico más alto en enero y febrero.

La influenza AH1N1 seguirá circulando hasta que la mayoría de la población desarrolle inmunidad ya sea porque se enfermó o porque se vacunó. Lo mejor es prevenir, así que cuanto antes acude a tu clínica de salud y solicita la vacuna, mientras más pronto lo hagas es mejor, así, ya estarás protegido/a cuando vengan los meses más fríos y con más contagio.

No te dejes sorprender, la influenza es real, no todas las personas reaccionan igual, mientras algunas apenas tienen síntomas otras enferman gravemente y mueren, los grupos con mayor riesgo de sufrir complicaciones son: mujeres embarazadas; personas con diabetes o con obesidad; enfermos del corazón o de los riñones; niños, especialmente si padecen asma o enfermedades neurológicas; personas con cáncer o con deficiencias en la inmunidad, y los adultos/as mayores.

Otro grupo muy importante que debe vacunarse es el personal de salud por el riesgo mayor que tiene de contagiarse y porque si se enferman pueden transmitir la enfermedad a sus pacientes. La Organización Mundial de la Salud recomienda la vacunación a todos los trabajadores con funciones esenciales en la sociedad como el ejército, la policía, los bomberos y a todos aquellos cuyo ausentismo ponga en riesgo la seguridad pública o la protección civil.

Voy a insistir en la vacunación de las mujeres que esperan un bebé, porque en el embarazo se dan cambios en las defensas del organismo y la dinámica del corazón y de los pulmones, que favorecen las complicaciones. Mientras más avanzado es el embarazo, mayor es el riesgo de morir. En México, durante la pandemia de 2009 aumentó el riesgo de muerte materna cinco veces más y en lo que va del presente año la Dirección General de Epidemiología reporta 74 muertes maternas por complicaciones asociadas a infecciones respiratorias.
La influenza también puede perjudicar al bebé, por lo que existe una doble razón para protegerse, por otro lado, está demostrado que la vacuna es muy segura y reduce más de la mitad el riesgo de sufrir complicaciones, la única contraindicación absoluta es para las personas alérgicas al pollo o al huevo.

Prepárate para recibir el invierno en las mejores condiciones de salud y evita que las enfermedades respiratorias o la influenza se conviertan en una pesadilla:

· No hagas caso de rumores falsos e irresponsables en contra de la vacuna. Si tú o tus seres queridos están en riesgo, ve a tu clínica y solicítala.

· Lávate las manos con frecuencia, sobre todo después de viajar en el transporte público o de tocar superficies de mucho contacto como perillas de puertas o barandales de escaleras.

· Cúbrete nariz y boca con un pañuelo al toser o estornudar.

· Come muchas frutas de temporada con vitamina C.

· No te expongas a cambios bruscos de temperatura.

Feliz semana.

Correo electrónico: [email protected]
Twitter: @olgageorgina

 
EDICIÓN

CDMX

16/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

16/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

16/07/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

16/07/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES