En invierno, cuídate para disfrutar

Mar, 03/12/2013 - 05:00

Y para disfrutar del fin de año, las celebraciones y la convivencia, la recomendación es extremar precauciones. El invierno tiene riesgos importantes para la salud de toda la familia, principalmente en niños y adultos mayores. El aire frío y húmedo disminuye las defensas contra las infecciones respiratorias y favorece la transmisión de virus y bacterias; pero no es el único peligro, por debajo de los 15°C las personas con enfermedades crónicas respiratorias, cardiovasculares o reumáticas pueden agravarse.

En nuestro país, al final y principio de cada año, aumentan las enfermedades y muertes por infecciones respiratorias y cardiovasculares, y se registran defunciones directas por hipotermia o intoxicaciones por bióxido de carbono. Otro aspecto que debemos cuidar son las quemaduras, principalmente en niños por el uso de calentadores eléctricos.

Por ello, es muy importante recordar las medidas para protegerse y evitar accidentes:

· Abrígate con ropa gruesa, en varias capas: camiseta, blusa, suéter, abrigo.

· Cabeza, cara, manos y pies son más sensibles al frío, usa gorra o sombrero, guantes y calcetines más gruesos.

· Usa bufanda y cubre tu boca al respirar, sobre todo si pasas de un lugar caliente a respirar el aire frío.

· Evita los cambios bruscos de temperatura.

· Por la noche es cuando más baja la temperatura, abrígate bien.

· En los niños/as las cobijas deben ser suficientes pero no en exceso porque existe el riesgo de asfixia.

· Usa calentadores eléctricos, los de petróleo o gas pueden causar intoxicaciones si no hay ventilación adecuada. No debe utilizarse braseros de carbón o leña, porque pueden causar muerte por asfixia.

· No dejes que los niños estén cerca de calentadores porque pueden sufrir quemaduras.

· El frío perjudica el funcionamiento del corazón y puede presentarse un ataque cardiaco, es mejor que las personas de edad avanzada y con enfermedades del corazón no salgan a la calle a menos que sea urgente.

Para evitar enfermar:

· Come frutas y verduras de temporada, ricas en vitaminas A y C, por ejemplo guayabas, limas, naranjas, mandarinas, zanahoria, papaya.

· Lávate las manos con frecuencia, después de ir al baño, antes de comer, al llegar a casa o al trabajo, si has estado con una persona enferma, y cada que recuerdes. Los virus pueden vivir en el ambiente y trasmitirse de objetos a tus manos y de las manos a los ojos o boca.

· Vacúnate contra la influenza, es gratuita en las instituciones de salud para niñas/os de seis meses a cinco años de edad; embarazadas en cualquier trimestre; adultos de 60 y más años y personal de salud. También pueden acudir a la unidad de salud más cercana niños/as de cinco a nueve años y personas de 50 a 59 años con enfermedades crónicas como asma, diabetes, VIH, obesidad, insuficiencia renal, enfermedad obstructiva crónica, enfermedades del corazón o cualquier otra enfermedad grave.

Si te enfermas, no olvides las medidas de higiene respiratoria: lava tus manos con frecuencia, al estornudar o toser tápate la nariz y la boca con pañuelos desechables o el brazo, no saludes de beso o de mano y evita los lugares públicos o muy concurridos para que no contagies a los demás. Si tienes fiebre, dolor de cabeza fuerte, tos y te sientes muy mal, busca atención médica.

Email: [email protected]  
Twitter: @olgageorgina

EDICIÓN

CDMX

21/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

21/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

21/09/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

21/09/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES