Yoani de Troya, la bloguera solitaria

Jue, 02/05/2013 - 01:00

Si usted ve la foto de perfil de Yoani Sánchez, bloguera-activista-periodista y lo que convenga, notará que tiene la expresión en el rostro de alguien que no ha comido en un mes, o al menos eso quiere hacer creer; se trata de una persona que sufre porque no puede conectarse a internet como lo haría casi cualquier ciudadano de Ámsterdam, Nueva York o la colonia Condesa. La pobrecita cubana es una psicóloga que sabe cómo manipular al mundo para mostrar que vive bajo el yugo de los hermanos Castro y no tiene la libertad de comprar una Big Mac para que le suba el colesterol como a cualquiera y, debido al embargo de Estados Unidos sobre Cuba, tampoco puede mandar una postal desde hallmark.com.

En 2007, Yoani Sánchez y su esposo, Reinaldo Escobar, se reunieron en la residencia de Michael Parmly para hablar de la estrategia de la revista Consenso, apoyada por la Oficina de Intereses Americanos en La Habana. La estrategia es propiciar un cambio en la isla; sin embargo, existe la polémica por los intereses detrás de una estrategia que tiene su origen desde los tiempos de la Guerra Fría.

La bloguera y opositora cubana se encuentra de gira mundial y en la escala hecha en España fue entrevistada por la cadena de Radio y Televisión Española. Yoani reconoció haber visitado en al menos cuatro ocasiones la Oficina de Intereses Americanos en La Habana para, según ella, hablar del embargo de EU a Cuba y no del patrocinio a la revista Consenso. Al borde de la explosión, descalificó lo revelado por Wikileaks en septiembre de 2011. Vaya contradicción porque en su momento, Michael Parmly, declaró lo siguiente: "Si en ese tiempo hubiera podido prever la filtración de Wikileaks, hubiera limitado a la mitad los nombres en los cables".

Durante la visita de Yoani a México fue cuestionada de manera poco inteligente por la extrema izquierda respecto al origen de los patrocinios a la cubana. El momento más difícil se dio cuando la bloguera fue invitada por la Cámara de Diputados, donde sus críticos le aventaron dólares falsos a la cara. Sus detractores hubieran podido lograr un poco más con una buena estrategia de comunicación y no con acciones violentas que fueron aprovechadas por los medios mexicanos para evitar que a Sánchez se le cayera la careta, como sí lo lograron en RTVE hace un par de días.

Hoy nos visita el presidente de EU, Barack Obama, y se entrevistará con Enrique Peña Nieto. Sin duda habrá protestas y reclamos, desde haber perdido más de la mitad del territorio nacional en el siglo XIX hasta la justa exigencia de frenar el tráfico de armas hacia nuestro país. No se espera, pero se desea, que quienes se manifiesten suban un poquito el nivel de su activismo y se busque el diálogo más allá del argüende y la retórica rancia.

En el radar

Qué casualidad. Justo en la víspera de la llegada de Barack Obama a la ciudad de México los encapuchados entregaron la torre de la Rectoría de la UNAM. El Gordo tiene dos teorías: llegó la Lady Profeco a pedir mesa de diálogo o un grupo élite de ninjas del servicio secreto realizó una visita sorpresa de madrugada. Bienvenido, Mr. President. A ver si se da una vuelta por la autopista del Sol.

Periscopio

Póquer de payasos: Cepillín, Cepillo, Frankie, Güicho Domínguez y... el corrupto delegado en Coyoacán, Mauricio Toledo, festejaron a los niños el día de ayer en Santa Úrsula Coapa. En el evento repartieron juguetes para que los niños aprendan desde ahora cómo funcionan las prácticas clientelares.

Bitácora de lo absurdo

"Mi reconocimiento al rector José Narro. No cayó en la provocación, no cedió al chantaje y liberó la Rectoría pacíficamente". Fernando Belaunzarán, diputado federal por el PRD que en 1995 tomó Rectoría cuando era porro y decía defender a los estudiantes rechazados.

Seguimos el debate en Twitter: @LeoAgusto

EDICIÓN

CDMX

19/08/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

TOLUCA

19/08/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

QUERÉTARO

19/08/2018

 

DESCARGA EL PDF
EDICIÓN

MORELOS

19/08/2018

 

DESCARGA EL PDF

CONVERSACIONES EN FACEBOOK

LO MÁS COMPARTIDO EN VOCES