Ahí vivía la mamá de Joaquín Guzmán

Familias huyen por guerra entre 'Los Chapos'

Habitantes de Badiraguato fueron advertidos que mejor dejaran sus casas, por la rivalidad de narcos
Redacción
21/06/2016 - 13:51

Por Amalia Escobar

En Sinaloa

El ‘Triángulo Dorado’ está desolado. El éxodo de familias por los enfrentamientos entre bandas rivales ha continuado durante la última semana. La disputa por el control del narcotráfico se ha agudizado en este sitio clave, ubicado entre los estados de Sinaloa, Chihuahua y Durango, cuna de los productores, distribuidores y exportadores de droga más perseguidos por la justicia internacional.

Justo ahí se encuentra el poblado La Tuna —una de las 530 comunidades que tiene el municipio de Badiraguato—, donde tiene su residencia la madre de Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán.

Vecinos insisten en que el domicilio fue atacado por Fausto Isidro Meza Flores, ‘El Chapo Isidro’, que representa al Cártel de los Beltrán Leyva.

La guerra entre los ‘Chapos’, como le llaman en este lugar, se agudizó tras las elecciones del domingo 5 de junio; encapuchados de Isidro, se internaron en los cerros de la sierra para atacar a los integrantes del cártel que comanda Guzmán Loera.

Hay una declaratoria de guerra abierta, a los pobladores del lugar se les refleja el miedo en el rostro, máxime porque previo al enfrentamiento armado sólo les dieron dos horas para bajar de la sierra y abandonar sus casas.

El día 12, sacaron en avioneta a la señora Consuelo Loera, madre de ‘El Chapo’.

Algunas de las comunidades de el ‘Triángulo’ están desoladas, el éxodo de desplazados continúa a poco más de una semana de los enfrentamientos entre bandas delictivas rivales.

SIN LEY

En el ‘Triángulo Dorado’ no hay autoridad; cientos de personas vestidas de civil patrullan la carretera con radios de comunicación; van a bordo de motocicletas y vehículos todo terreno, circulando desde Badiraguato hasta la mitad del camino que conduce hacia el ‘Triángulo’. 

Los pobladores ya fueron advertidos que deben salir de esa región, porque esperan un enfrentamiento mayor como el que sucedió el 11 de junio cuando presuntamente murieron siete sicarios.

“Esto nos tomó por sorpresa. A mi familia le avisaron que tenían dos horas para salirse”, dijo el señor Efrén, de 56 años.

Todo esto tiene como origen un viejo pleito familiar entre los Guzmán Loera y los Beltrán Leyva, quienes están emparentados con varios matrimonios y buscan quitar el imperio de las drogas a Joaquín ‘El Chapo’ Guzman, aseguran.

 
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK