Crece el gusto por los cigarros pirata

La mayor parte de las cajetillas proceden de Paraguay
09/03/2015 - 13:10

La decisión del gobierno federal de aumentar el impuesto y precio del tabaco para reducir el consumo de éste, incrementó el tráfico de cigarros que transita de forma “hormiga” desde Paraguay por la frontera sur, especialmente por Belice, a través de la zona libre en Chetumal, Quintana Roo.

De acuerdo con la Cofepris, el tráfico de cigarros representa ganancias por más de 8 millones de dólares anuales. La cifra podría ser superior, ya que es difícil cuantificar el fenómeno que tomó impulso en 2010.

En lo que va de la presente administración han sido asegurados más de 174 millones de cigarrillos ilegales, un aumento de 445% desde 2011, año en el que se decomisaron 32 millones de este producto ilícito.

La dependencia reportó que el decomiso acumulado de cigarros ilegales en el periodo 2011-2015 asciende a 206 millones de unidades, ante un repunte del tráfico y por un mayor control en los distintos puntos de entrada al país.

Los productos de tabaco ilegal provienen de China, Uruguay, India, Vietnam, Suiza, Emiratos Árabes Unidos, Canadá y EU, pero la mayor parte provienen de Paraguay, que produce 90% de la mercancía.

En total, son más de 200 las marcas que entran al país sin autorización y en pequeñas cantidades en taxis y vehículos que cruzan la frontera por Guatemala y Belice, pues no existe supervisión ni control de las autoridades mexicanas.

Trasiego “hormiga”. En 2010 aumentó el tráfico de tabaco y cigarrillos, la gran mayoría llega de Paraguay por Guatemala y Belice, donde las autoridades tienen poca presencia y menor control que en el norte del país. Jorge Nader, especialista de derecho penal de la Universidad La Salle, explicó que debido al mayor control de los aduaneros, en los puertos marítimos y en los aeropuertos, los criminales optaron por la vía terrestre y entran al país con pequeñas cantidades de tabaco en automóviles o taxis.

Gastón Zambrano Margáin, director de Asuntos Corporativos y Regulatorios de la Bristish American Tobacco en México, dijo que el SAT redujo el número de aduanas autorizadas para el ingreso de cigarros de 49 existentes a tan sólo 14. No obstante, éstas no se encuentran en la frontera sur.

La ruta del tráfico. El tabaco ilegal entra a México por distintas rutas, detalló Jorge Nader. La más simple es que el producto llega directamente de Paraguay pasando por Belice. La otra es de Paraguay hasta Belice, que lo manda a Miami, para luego llegar a México por distintos puntos del Golfo. Mikel Arriola, comisionado federal de la Cofepris, reveló que los cigarros también entran por otros puertos, especialmente el de Mazatlán, Sinaloa, donde se han decomisado varias toneladas de tabaco y numerosos contenedores provenientes de diferentes países.

Los productos ilegales son muy fáciles de encontrar en los tianguis, entradas del Metro y en la calle, y al no pagar impuestos son vendidos entre los 10 y 20 pesos por cajetilla, lo que ha provocado que el consumidor migre a marcas ilegales, aumentando el comercio ilícito.

Además, coinciden los especialistas, es preocupante el tráfico de tabaco y cigarrillos en el país, ya que se desconocen las sustancias con los que se fabrican. “Pueden tener o no los mismos niveles de nicotina, pero también pueden tener otras sustancias no permitidas”.

Por Pierre-Marc René

 

 

 
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK