LA DELEGACIÓN APOYA EL PROYECTO

Rapean contra la violencia en Iztapalapa

Un concurso de música joven cambió sus vidas; convirtió su pasión e ideas, en armas contra el ocio y hoy son símbolos de paz
Paola Ascencio
07/11/2016 - 16:00

Iván Jhaire Ruiz cambió las caminatas sin rumbo de cada tarde por los ensayos en un estudio de grabación; hace tres años lo suyo era el ocio, y grabar un disco, un sueño inalcanzable que hoy concretó junto con tres músicos más.

A corta edad y antes de adoptar el nombre de ‘Kautyn’, Iván era un nómada de la calle que en su colonia aprendió a improvisar palabras con ritmo.

La calle lo formó como un cantante de barrio, el estudio lo convirtió en artista profesional. Ahora, su habilidad para rimar la utiliza para luchar contra la violencia con la que conviven los jóvenes en la delegación Iztapalapa.

En el bombardeo de versos, ‘Kautyn’ no va solo. Otros tres jóvenes nacidos en la urbe mexicana, y que explotaron su formación musical en la vía pública, callejones y concreto, lo acompañan: Guillermo Israel Cortés, ‘Etrack’, Héctor Barrios Espinoza, ‘Brerap’ y Enrique Muñoz, ‘Perro ZW’, de Faltosos Crew.

NO SE DEJARON ARRASTRAR. Sin importar la colonia de donde provienen o su estatus social, los cuatro tienen algo en común y es que han estado expuestos a diferentes tipos de violencia y delincuencia, pero no se dejaron arrastrar; ellos optaron por mezclar su pasión por cantar hip-hop y rap para crear un cambio social.

Sus protestas no se escriben en pancartas durante una marcha, su voz es la que se levanta como parte del programa Hip-Hop Transformación, una iniciativa que busca reducir los índices de delincuencia en las colonias Santa Cruz Meyehualco y Desarrollo Urbano Quetzalcóatl —dos de las más peligrosas de la demarcación—, a través de la influencia musical como un arma contra la violencia.

A menos de un año de su creación, el proyecto no pasa inadvertido, pues ya fue acogido por el Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones (IAPA) y será replicado dentro de los 15 programas que apoya el Programa Nacional Para la Prevención Social de la Violencia (Pronapred).

CONSTRUYE OPORTUNIDADES. Hip Hop Transformación surgió de la necesidad de un cambio, de la preocupación de Jovany Avilés, director de la Asociación Civil La Victoria Emergente, por construir una oportunidad en el camino de quienes están expuestos a la delincuencia en la delegación, luego de la impotencia que sintió después de realizar un estudio social. 

Jovany ofreció su mano a quienes ocupaban las suyas para robar, sustituyó los insultos por versos contra la violencia, ayudó a forjar un empleo para quienes fueron discriminados laboralmente y lo que encontró fue a jóvenes con una iniciativa de cambio. 

“En el estudio nos dimos cuenta de que los chavos tienden a organizarse fácilmente. Partiendo de ello, creamos un proyecto que interviniera en la comunidad y que funcionara como modelo de prevención de la violencia”, asegura.

Fue así que el deseo por materializar sus sueños y profesionalizar su talento, llevó a chavos entre 19 y 35 años a participar en un concurso de música que mostró al rap como el género con mayor afinidad. Un estudio de grabación sería el premio; la posibilidad de transformar sus vidas, el objetivo del proyecto. 

Rimas y versos resonaron en la explanada de la delegación llenos de voluntad por trabajar para un futuro diferente. Esa fue la base de Hip-Hop Transformación, en el que participaron más de 40 colectivos y cantantes solistas, quienes alzaron su voz contra la violencia y lucharon por ocupar uno de los cinco primeros lugares.

Transforman vidas con ritmo. El temor, los atropellos y el disgusto que ‘Etrack’, ‘Kautyn’, ‘Brerap’ y ‘Perro ZW’ expresaron en su música, se desvanecieron entre las cuatro paredes de una cabina de grabación y el eco de los versos que ensordecieron los micrófonos de un estudio profesional.

Lo construyeron en un bajopuente con ayuda de las autoridades de la delegación Iztapalapa, donde estaban los cimientos de una casa abandonada.

“Nunca me imaginé tener un estudio, por eso hay que motivar a la banda, porque a mí sí me alejó de malas cosas. Rapear es mi empleo y prefiero esto que andar en algo más”, menciona “Kautyn”, ganador del segundo lugar del concurso. 

Estos embajadores de paz —cargo que se les asignó al ganar— no sólo encontraron su motivación en las dificultades que experimentaron a lo largo de su vida, también hallaron la voluntad para ayudar a quienes miran como un reflejo de su pasado. 

ACTITUD. “Pienso que a los jóvenes les llega el mensaje porque a mí me impactó al asociar el rap, con una actitud de vida. No se trata de decirles ‘tiende tu cama’ o ‘no consumas drogas’, sino de hacerlos cambiar de perspectiva”, menciona ‘Etrak’.

Sus vidas cambiaron, ahora las grabaciones, los ensayos y la distribución de su música en diferentes zonas de la delegación ocupan la mayor parte de su tiempo. Hip Hop Transformación convirtió la pasión y sus ideas en armas contra el ocio y símbolos de paz.

“Sabemos que no vamos a erradicar la violencia en Iztapalapa, pero también sabemos que este es un gran paso para cambiar la perspectiva de vida que tienen los jóvenes”, asegura Jovany. 

SÚMATE AL PROYECTO. Hip Hop Transformación ya comenzó con los preparativos para la segunda edición del concurso. Si quieres saber más sobre el proyecto o deseas inscribirte a su segunda edición, ingresa a www.iapa.df.gob.mx o www.lavictoriaemergente.org

 
TU REACCIÓN
¿QUÉ TE HA PROVOCADO ESTA NOTICIA?
0
QUE CHIDO
0
QUE PICANTE
0
QUE HORROR
0
ME IMPACTA

CONVERSACIONES EN FACEBOOK